Juntos por el Cambio rechazó el proyecto para reformar el Ministerio Público Fiscal

Luego de la reunión dentro del propio bloque, desde la oposición plantearon su disconformidad y expresaron que “no responde a las necesidades que tiene hoy la sociedad

Imagen de la reunión virtual de parte de la oposición

El Gobierno convocó a una reunión en la cual el Frente de Todos logró la mayoría de votos positivos para llevar el proyecto de reforma del Ministerio Público Fiscal a la Cámara de Diputados. La idea es que la reforma pueda mejorar el servicio de justicia en el país. Cabe destacar que este proyecto ya fue aprobado por el Senado en noviembre del año pasado, pero surgieron algunas diferencias dentro del propio oficialismo, y eso llevó a que recién se evalúe discutirlo en Diputados este mes

Parte de la cúpula de Juntos por el Cambio compuesta por Mario Negri (presidente del interbloque parlamentario),Cristian Ritondo (Diputado nacional por la Provincia de Buenos Aires), Juan Manuel López (miembro de la Cámara de Diputados), Omar de Marchi (Diputado por Mendoza), Luis Naidenoff (Senador de la provincia de Formosa),Humberto Schiavoni (Senador nacional), Martin Lousteau (Senador nacional por la Ciudad),Alfredo Cornejo (presidente de la Unión Cívica Radical),Maricel Etchecoin (Diputada por la Provincia de Buenos Aires), Horacio Rodríguez Larreta (Jefe de Gobierno de la Ciudad),Rodolfo Suarez (Gobernador de Mendoza), Gerardo Morales (Gobernador de Jujuy),Mauricio Macri (ex presidente de la Nación) ,María Eugenia Vidal (ex Gobernadora de la Provincia de Buenos Aires), Miguel Ángel Pichetto (ex senador y actual Auditor General de la Nación) y Patricia Bullrich (actual presidenta del partido), se reunieron vía zoom y manifestaron su disconformidad.

Negri, uno de los integrantes, dijo que: “Rechazamos la reforma del Ministerio Público porque no responde a las urgencias que tiene la sociedad» y agregó «El kirchnerismo quiere borrar a los fiscales independientes, quitarle la libertad a los argentinos y lograr impunidad”. El comunicado oficial que sacó Juntos por el Cambio dice lo mismo en otras palabras: “El proyecto de ley no responde a las verdaderas necesidades de los argentinos que sufren la inflación, la falta de vacunas, la pobreza y el desempleo. Desde el Gobierno quieren manejar la Justicia para garantizar la impunidad en causas que nunca pudieron explicar”.

Fueron varios los elementos del proyecto de reforma que no convencieron a la oposición. Uno de los factores determinantes fue el punto que elimina el cargo vitalicio del procurador general de la Nación. Actualmente es un cargo permanente, pero el nuevo proyecto estipula un mandato de cinco años, lo cual establece ciertos límites. Otro punto importante en el cual no coincide Juntos por el Cambio es aquel relacionado con el formato de la elección del procurador. Hoy, es necesario tener a favor dos tercios del Senado. La reforma, por intención del ministro de Justicia Martín Soria, pretende que para la designación haga falta una mayoría absoluta de todos los presentes en la Cámara Alta. La oposición entiende que el proyecto puede llegar a terminar con la autonomía del Ministerio Público Fiscal. El diputado Juan Manuel López opinó sobre esto y dijo lo siguiente: ““Es muy grave que avancen con la ley del Ministerio Público en este contexto. Como oposición tenemos que ser inteligentes y estratégicos porque el año pasado perdimos la oportunidad de decirles que les votábamos a Daniel Rafecas como procurador”. Y amplió: “Hubiésemos tenido un Procurador moderado y una buena ley. La que quieren que salga destruye la institución”.

Sumándose a Bullrich, quien también se expresó fue el senador formoseño Luís Naidenoff. Aseguró que “existe un aprovechamiento político en el marco de una pandemia donde la sociedad está encerrada y espera la milagrosa vacuna que nunca llega”. Además, remarcó que “el kirchnerismo insiste con una hoja de ruta que está alejada de la sociedad”, que está vinculada “a la idea de cooptar la Justicia y el manejo de los fiscales”. Elisa Carrió, líder de la Coalición Cívica, también apoya la iniciativa de la oposición. En declaraciones televisivas indicó: “Hace un año dije que había que acompañar el pliego de Rafecas, se lo dije a Juntos por el Cambio y a la Nación. Nos falta también en Juntos por el Cambio una estrategia. Estamos jugando con personas autoritarias.”

Habrá que ver que sucede en las próximas semanas. Es un contexto complicado e incierto por el avance de la segunda ola de Covid y por las decisiones que tomará el Gobierno acerca de las restricciones, y también un contexto político debido a la cercanía con las elecciones legislativas. Lo cierto es que las cartas están echadas de ambos lados. Desde el oficialismo ya está planteada la reforma y ya piensan en llevarla a Diputados y desde la oposición están bien firmes en su decisión de no acatar y de que no se lleve a cabo.

 

Tomas Modini