Daniel Dal Bo: «Me ilusiono mucho con poder estar en Tokio»

Daniel Dal Bo se destaca en piragüismo y su especialidad es aguas tranquilas. Ganador de una medalla en el Campeonato Mundial de Piragüismo de 2013, de tres medallas en los Juegos Panamericanos en los años 2011 y 2015 y de cuatro medallas en los Juegos Suramericanos de 2010, charló con Pirámide Invertida sobre el deporte y su actualidad.

 ¿Cómo es un día tuyo antes de competir?

Un día mío antes de competir es buscar sentirme bien, entrenar pero tampoco exigirme mucho, ya que son los días previos antes de la competencia y hay que estar con mucha energía. Normalmente consta de levantarse a la mañana, hacer un turno de agua, un poco de gimnasio dependiendo cuanto falte para competir y por último, a la tarde, volver al agua para hacer un turno remando.

¿Cuál fue el logro más importante que conseguiste?

El logro más importante fue ser Subcampeón del mundo en k1 5000 en 2013, fue algo que no me lo esperaba en ese momento y fue un año muy bueno en donde pude lograr tres medallas. Fueron dos en Copa del Mundo y la otra siendo Subcampeón del Mundo. Se logró a base de esfuerzo que hice desde el final del 2012 al no haberme clasificado para los Juegos Olímpicos de Londres y me agarró un poco de bronca; por eso entrené muy fuerte todo ese verano y a principios del 2013 estaba competiendo de la mejor manera.

¿Cuáles son los objetivos para el siguiente año?

En 2018 arranca para mí el ciclo olímpico. Este año fue como de transición, más relajado, ya el que viene están los juegos de ODESUR, el próximo los Juegos Panamericanos y hay que buscar poder clasificar para Tokio 2020. Estoy pensando ponerme muy fuerte este verano, así arranco el próximo año con mucha fuerza. El principal objetivo es llegar bien al Mundial, ver si compito en k1, k2, y poder tratar de estar en la final.

¿Te ilusionás con estar en Tokio 2020?

Me ilusiono mucho con poder estar en Toki;  la realidad es que ya estoy pensando en eso pero quedan aún dos años para clasificar y tres para los Juegos. Se pasa muy rápido el tiempo, así que hay que enfocarse bien y no perder más el tiempo.

¿Cuándo fue la primera vez que competiste profesionalmente?

La primera vez que competí representando a la Argentina fue en el 2005, cuando era Junior, en un panamericano en Canadá. Al mes de eso, también competí en un Mundial Junior en Hungría; fueron dos competencias que me marcaron mucho porque logré ganar medallas en el Panamericano en k1 y k4. Fue una inyección anímica que me generó que después siga esta carrera deportiva.

¿Cómo fue la experiencia Río 2016?

La experiencia de Río fue algo soñado, tenía la meta de poder ir a un Juego Olímpico y lo pude lograr; lo disfruté mucho, tanto la fiesta de apertura como el cierre, el poder competir, el ambiente que se vive es muy lindo, estar en la Villa Olímpica con grandes deportistas también. El resultado no fue de los mejores que quería tener, pero a pesar de eso, estaba muy contento y me dejó esa espina que hace que siga con mucho esfuerzo para el próximo Juego.

Por Hernán Salanitro

Candelaria Sáenz y su sueño en la gimnasia artística

La Gimnasia Artística no es uno de los deportes más populares del país. Dicha actividad cuenta con 4 aparatos: suelo (pedana), salto (una corredera con un caballete), paralelas y viga, por el lado femenino y anillas, paralelas, suelo y salto (corredera y un caballete), por el lado masculino. Y en ese mundo pequeño pero en crecimiento se destaca  Candelaria Sáenz, una gimnasta de 17 años que practica el deporte en GEBA desde los 7 años y que en diciembre competirá por entrar al conjunto de elite para poder obtener un lugar en la Selección Nacional. Como todos los años, participó en Torneos Nacionales (disputados en Mar del Plata y/o Rosario) y Sudamericanos. El más relevante de su trayectoria deportiva hasta ahora fue el Sudamericano de Chile 2015, en donde se consagró campeona en las 4 disciplinas de manera individual.

¿Crees que la gimnasia artística debería tener mejor repercusión a nivel deportivo en el país?

-Hace algunos años atrás, la gimnasia artística era un deporte que pasaba desapercibido. Actualmente se le está dando un poco más de importancia, más valor, se invierte más dinero en el deporte porque hay más cantidad de gimnastas y el nivel está subiendo. Antes era un deporte que había muy poca cantidad de deportistas, entonces a nadie le importaba. Gracias a Dios hoy en día se le está dando mucha más importancia, el nivel subió bastante; sin embargo sigue siendo un deporte en el que no se destaca mucho, por eso no le dan la misma difusión televisiva que el fútbol, tenis y/o rugby. Es un deporte de perfil bajo.

¿Qué significa GEBA para vos?

-En GEBA yo nací prácticamente. Estoy en el club desde los 7 años y es como mi segunda casa. Me paso gran parte del día ahí. Entreno seis horas de lunes a viernes. Yo amo al club y amo el ámbito que tiene. La institución me ha dado mucho a mí; me brinda los aparatos, el espacio y una gran atención diaria. El club es muy atento con las gimnastas y siempre están predispuestos a escucharnos.

¿Soñás con entrar en la elite y poder representar a la Argentina en competencias internacionales?

-Sí, mi sueño es poder entrar a elite y de ahí poder clasificar para algún Sudamericano, Panamericano o un Mundial y representar a la Argentina. Es mi objetivo y mi sueño desde que empecé, pero es difícil. Justamente ahora en diciembre tengo una prueba para ingresar a nivel elite y a partir de ahí poder ser parte de la Selección y ver si puedo representar al país en algún Juego o Torneo Internacional. Hay que tener en cuenta que en este deporte se puntúa todo, desde el primer paso que diste para entrar, hasta el último paso que diste para salir; es decir, todo se califica. Se puede decir que es un deporte muy fino, ya que un mínimo error te puede dejar afuera.

¿Cuáles son los requisitos que necesita una gimnasta para ser olímpica?

-Una gimnasta para ser olímpica necesita una gran carga horaria de entrenamiento, dedicación, tiempo y mucha paciencia. Los requisitos son particulares, ya que uno se basa en lo que se propone para trabajar. Si una gimnasta tiene el objetivo de ser olímpica, yo creo que entrenaría doble turno diario dando lo máximo de mí, tendría una alimentación sana y totalmente nutricional balanceada con las proteínas, nutriente y minerales que son necesarios.

¿Tenés algún referente en el deporte? 

-Referente de Argentina no tengo; mi referente es Niasta Liukin, ex gimnasta estadounidense. Ella tiene todas las cualidades que una deportista puede admirar, tiene líneas destacables y es increíble. Es muy potente, pero a la vez delicada, seria y con los objetivos claros. Además las gimnastas de Rumania son excelentes, tienen una dinámica que no se ve en cualquier lado.

 ¿Pensàs seguir ligada al deporte pese a las responsabilidades de estudio y trabajo?

-Este es mi último año de secundaria y el año que viene con la facultad no tengo en mente trabajar; voy a priorizar mis estudios y después veré. El año que viene pretendo seguir entrenando y seguir hasta donde se me dé, pueda y logre con la gimnasia. Yo sé que con el estudio y el trabajo se complica, pero voy a intentar organizarme y poder seguir con esto porque me encanta y lo disfruto mucho. Ligada al deporte siempre voy a estar porque voy a seguir la carrera de kinesiología y pretendo tener relación con el deporte.

Por Hernán Salanitro

Fermín Tenti: «El objetivo es meterme dentro de los 900 del ránking ATP»

Fermín Tenti tiene 19 años y es de La Plata. Pero su historia con el tenis no comenzó con una raqueta. El tiene una historia muy particular, ya que desde muy chico practicaba tenis de mesa y fue muy bueno: llegó a representar a nuestro país en el Mundial de Mayores de Francia. Además de ganar títulos a nivel nacional, sudamericano y latinoamericano. Aunque para Fermín, el momento que caló más hondo fue su participación en los Juegos Olímpicos de la Juventud de Nanjing 2014.

El platense tiene que hacer todo a pulmón ya que no cuenta con sponsors y hasta hoy su carrera es bancada por su familia. Comenzó entrenándose con su hermano Joaquín, que también jugó al tenis, pero después decidió ingresar a la Academia Valgi Tenis, en Capital Federal, que tiene al frente como principales entrenadores a Juan Valverde y Lisandro Giraldi. Actualmente se encuentra en el ránking 1387 ATP.

¿A qué edad te decidiste a ser tenista y por qué?

Desde que era muy chico me gustaba jugar al tenis, pero mis papás no me podía llevar y querían que elija otro deporte. Sin embargo, esperé y cuando tenía quince años comencé a practicarlo de una forma muy intensa para poder llegar a ser profesional.

¿Quiénes son tus referentes en el deporte?

Hay muchos jugadores que tienen un tenis brillante a nivel mundial, se me hace difícil elegir uno, pero considero un fuera de serie total a Novak Djokovic, creo que los movimientos que tiene y la elasticidad que muestra lo convierten en un tenista mucho más completo de lo que es. Pero si tengo que elegir un ídolo me quedo con Roger Federer, es el número uno. Argentina tiene buenos tenistas actualmente, pero uno que siempre me encantó y sigo mirando videos de él es de David Nalbandian.

¿En qué pista sentís que le sacás mejor provecho a tu juego?

En Argentina predomina el polvo de ladrillo, pero también hay pistas de indoor y duras, pero en base a mi juego creo que soy mejor sobre polvo, ya que confío mucho en mi físico. Juego con mucho peso en mi brazo derecho y tengo un saque muy fuerte, que por lo general en este tipo de superficie te lastima mucho.

¿Por qué crees que se dio el descenso de la copa Davis?

Lo del descenso de la Copa Davis fue una pena, no se pudo ratificar el gran logro que se había obtenido el año pasado y ahora quedó como una casualidad, cuando no fue así, ya que los jugadores y cuerpo técnico han trabajado mucho. Creo que se dio por la falta de Juan Martín del Potro en primer lugar y además la superficie en donde se jugaba influyó, no nos favoreció. Y fue así como lamentablemente se nos escapó una serie que tendríamos que haber ganado con comodidad.

¿Cuáles son tus próximos objetivos?

Al ser joven todavía mi principal objetivo es intentar llegar a una semifinal de Future, ya que con eso recaudás muchos puntos y te vas haciendo conocido, si se da la posibilidad de ganar algún título, bienvenido sea. Pero el objetivo más importante es meterme dentro de los 900 del ranking ATP.

Por Hernán Salanitro

Pilar Geijo: «Voy a intentar unir Colonia con La Plata»

Pilar Geijo es una nadadora Argentina que nació el 19 de noviembre de 1984 y que se destaca en aguas abiertas: es tetracampeona mundial del circuito Open Water y suma en su rica historia el primer puesto en la maratón de Hernandarias-Paraná de 2009, una de las carreras más largas del mundo. Sin embargo, desde el 2010 está instalada en lo más alto del deporte: ese año obtuvo la victoria en México, en Canadá (en dos ocasiones), en Hernandarias- Paraná y su primer título del Mundo. En 2011, para ratificar todo ello, consiguió cuatro primeros puestos en Canadá, Capri y Paraná. Ese año fue declarada como la “Nadadora del año” y se repitió el título mundial. También llegó a ocupar el 5º lugar del ranking mundial de aguas abiertas en 2013, tras ubicar a Argentina el top 5 mundial por quinto año consecutivo. Los años siguientes solo fueron de éxitos a nivel mundial. La nadadora habló con Pirámide Invertida sobre su pasado, presente y futuro.

¿Cuándo comenzaste a practicar el deporte y por qué?

Empecé a practicar natación cuando tenía seis años. No fue decisión mía, fue de mis padres. Ellos me llevaron por un tema de seguridad, para que estén tranquilos y tengan la constancia de que iba a saber nadar y no ahogarme a la hora de estar en una pileta.

¿Tuviste algún referente cuando comenzaste?

El principal referente que tuve fue más que nada a los trece años; quería seguir los pasos de Alfredo Camarero, quien fue un nadador de aguas abiertas, campeón del mundo en los años ´50 y fue muy importante para mí. Desde mi comienzo escuchaba sus anécdotas y por él conocí las aguas abiertas y a su vez fue quien me llevó a mi primera carrera de aguas abiertas.

¿Para qué te estas preparando actualmente? ¿Cuáles son los objetivos que tenés para lo que resta de este año y en el futuro cercano?

Actualmente terminé el campeonato mundial que concluyó en septiembre, la última fecha de la Capri-Napoles. Luego me tomé unas vacaciones y ahora volví a entrenar como siempre, principalmente preparándome para la temporada 2018, que comienza en febrero; pero además de esto, en enero voy a tratar de cruzar el Río de La Plata, voy hacer el intento del récord de unir Colonia con La Plata.

¿Cuál fue la competición más difícil que tuviste que afrontar?

Las más difíciles fue la de Canadá, porque el agua es muy fría y las sensación que sentís al nadar ahí es muy compleja y difícil de superarla, porque te saturás física y mentalmente. Sentís mucho frío en el cuerpo y eso hace que te canses mucho más rápido. La de Hernandarias-Paraná es la más larga del mundo y tiene una complejidad muy grande al ser muy larga, porque parece que no llegas más a la meta, han llegado a ser carrera de diez horas.

¿El triunfo que más disfrutaste fue coronarte tetracampeona de aguas abiertas en 2015?

Es difícil elegir solamente un solo triunfo, porque fueron varios, pero sin duda fue cada uno de los campeonatos que gané, logré obtener cuatro. El primero fue muy especial, porque era cumplir el sueño que tenía desde chica y repetirlo fue una magnitud increíble; te repito, el primero fue muy fuerte, porque es algo que venía deseando hace mucho tiempo.

¿Es duro el entrenamiento y la alimentación?

Hay que dedicarle el cien por cien al entrenamiento y la alimentación, entreno todos los días doble turno, me cuido mucho con las comidas, a la vez es lo que elegí, me gusta hacerlo, entonces no es un sacrificio, sino más bien un esfuerzo.

Por Hernán Salanitro

Agustina Zerboni: «Los triunfos en Medellín fueron los que más disfruté»

Zerboni es reconocida por haber obtenido tres medallas en el Sudamericano 2010 que se realizó en Medellín, Colombia. Allí ganó una presea de bronce en relevo 4×100 y las dos tan ansiadas medallas de oro en 100m vallas y en heptatlón. También fue campeona en los Juegos ODESUR 2010 en 100 mts con vallas y heptatlón; consiguió el 5to puesto en los Juegos Panamericanos de 2011 en heptatlón y fue subcampeona Sudamericana 2011 en la misma disciplina. Actualmente se está preparando para todas las competiciones que tendrá que afrontar el próximo año y el mayor objetivo es conseguir nuevamente los Juegos ODESUR y el Campeonato Iberoamericano.

¿Cuándo comenzaste a practicar el deporte y por qué?

Comencé a hacer atletismo a los 8 años. Fue cuando viajé a Barcelona por trabajo de mis papás. Ahí íbamos a una escuela en la que se practicaba y desde ahí no dejé nunca.

¿El triunfo que más disfrutaste fue la medalla de oro en Medellín de Heptatlon?

Creería que sí. Los dos triunfos de Medellín en heptatlón y en vallas son los que más disfruté, por el gran trabajo que hicimos con mi entrenador Matias Galardi para ese torneo.

Con la medalla de oro conseguida en Medellín

¿En qué consiste el Heptatlón y cómo es su puntuación?

El heptatlón consiste en 7 pruebas, que se realizan en dos días de competencia. Cada prueba te otorga un puntaje según tu tiempo o la distancia en los saltos o lanzamientos; el total se suma y gana la que mayor puntaje obtenga. En el día uno, las pruebas que se realizan son: 100 metros con vallas, salto en alto, bala y 200 m. En el segundo día, también se realiza largo, jabalina y 800m.
Es una prueba muy completa que requiere mucho trabajo para estar veloz, fuerte y ágil para hacer las 7 pruebas lo mejor posible. Es difícil encontrar el equilibrio en todo,  requiere mucho trabajo técnico y físico sobre todo.

¿Para qué torneos te estás preparando actualmente?

Estoy entrenando para la Copa Nacional de Clubes pero con miras al 2018, porque ya no quedan muchas competencias en este año. Estoy apuntando a los Juegos Odesur y el Campeonato Iberoamericano del 2018 en 100 metros con vallas, ya no más en heptagonal.

¿Es duro el entrenamiento y la alimentación en tu caso?

La alimentación depende de cada uno. Pero el cuidado es importante. Y más en los dos días de competencia, en los que el desgaste es enorme y hay que estar bien alimentado y si es necesario suplementado también para poder rendir de la mejor manera.

¿Tenés algún referente en el deporte?

Siempre tuve como referente a Alejandra García (garrochista olímpica). Como atleta siempre la admiré por su dedicación y su coraje a la hora de competir. Y más de grande como amiga también.

Por Hernán Salanitro

Alejandro Clara: «El deporte está sufriendo el ajuste económico»

Alejandro Clara representa al país desde que tiene 18 años y lleva toda una vida practicando este deporte que comenzó cuando apenas tenía 4. A lo largo de su carrera obtuvo medallas muy importantes, pero él confiesa que la que lo marcó para dar el salto fue el oro que consiguió en en los Juegos Sudamericanos de Medellín cuando tenía solamente 19 años. En los Juegos Panamericanos obtuvo las medallas de plata en Guadalajara (México) 2011 y en Toronto (Canadá). Además, en Campeonatos Panamericanos cosechó dos bronces: 2012 Montreal (Canadá) y en 2013 San José (Costa Rica). Habló en exclusiva con Pirámide Invertida y se refirió sobre sus comienzos en este deporte, todo lo que le viene y la ilusión de poder estar en los juegos Olímpicos de Tokio 2020.

-¿Cómo fueron tus comienzos en el deporte?

-Comencé a practicar judo a los cuatro años en el Club Italiano. Empecé porque yo hacía natación y el gimnasio de judo me quedaba de paso; entonces un día me dio curiosidad y entré. Siempre mantuve una constancia en la práctica.

-Ganaste muchas medallas en tu carrera. ¿Cuál fue la más importante?

Obtuve un montón de medallas por suerte. Pero más que eso, en este deporte también cuenta cuando clasificas quinto o sexto, que son diplomas. No siempre fue una medalla, una clasificación o ganar una competencia; también cuenta cuando ganas combates duros. La más importante que gané hasta el momento en mi carrera fue el oro en los Juegos Sudamericanos del 2010, que tenía 19 años y me sirvió como impulso para todo lo que vino después, como las medallas de plata en Guadalajara 2011 y Toronto 2015.

Alejandro Clara festejando tras ganar un combate

-¿Cómo es la vida de un judoca en base a alimentación y entrenamiento?

La parte de la alimentación es muy complicada. Yo como muchas proteínas, verduras, sobre todo pocos hidratos por un tema de dieta para bajar de peso. Yo compito en la categoría de 73 kilos y generalmente peso 79, así que para cada competencia tengo que hacerme a ese peso y hay que hacerlo de la manera menos brusca o nociva para llegar de la mejor forma, porque después hay que viajar y se hace todo un poco más difícil; entonces siempre uno trata de bajar esos kilos de más diez días antes, estando en casa, y no cuando llega al país donde debe competir.

-¿Ya estás pensando en Tokio 2020?

Me estoy preparando principalmente para los Juegos Sudamericanos del próximo año (serán en Cochabamba, Bolivia). Hoy por hoy es imposible confirmar la presencia en los Juegos Olímpicos 2020, ya que el ranking arranca en el 2018 y es muy difícil. Todavía estoy en veremos para este año asi que debo sumar muchos puntos. Es ir torneo a torneo, tratando de estar de la mejor manera posible día a día. No puedo planificar de acá a Tokio 2020 lamentablemente.

-¿Cuál crees que es el/la mejor en este deporte?

La mejor judoca es Paula Pareto definitivamente. Es campeona mundial, olímpica, es campeona absoluta. Creo que es la mejor de la historia, para nosotros y a nivel del judo mundial una deportista muy reconocida por sus resultados.

-¿Ves al judo en nuestro país como un deporte en crecimiento?

El judo en la Argentina de a poco está creciendo, pero no el deporte. El deporte en general creo que está sufriendo lo que es el ajuste económico y nosotros como deportistas estamos muy ligados a todo lo que pasa porque dejamos de competir, de viajar y estamos meses sin poder hacerlo. Para nosotros es perder un porcentaje en nuestra carrera deportiva. Yo creo que crece por la gente, pero no como deporte en general.

Por Hernán Salanitro

De los libros en La Matanza a los golpes en Irlanda

Estudiante de la carrera de Licenciatura en Comercio Internacional y taekwondista desde los siete años, Evelyn Pérez Lindo habló con Pirámide Invertida antes de su viaje a Perú, en donde competirá en el Sudamericano, sobre los desafíos personales, las dificultades de practicar el deporte y de sus objetivos en el Mundial de la disciplina.

A sus 23 años no solo compite en representación a la Argentina. También es profesora en el club Estrella del Oeste, en Rafael Castillo y admite que es complicado pagar sus viajes porque aún no tiene auspiciantes y por eso debe abonar todo por sus propios medios. Desde el 9 al 16 de octubre, se desarrollará el mundial de Taekwondo en Dublín y Pérez Lindo integra la Selección argentina, ya que se ganó el privilegio de clasificar en primer lugar para competir de forma individual en el mundial de Irlanda tras quedar como la mejor del país en su categoría.

 

-¿Se te complica mantener una carrera universitaria y entrenar al mismo tiempo?

-La verdad que se me complica mucho. Yo arranque este año la Universidad  porque no quería dejar pasar más tiempo. Siempre me dediqué a fondo con el taekwondo y además de eso soy profesora. Es bastante complejo hacer las dos cosas al mismo tiempo, pero tengo dos metas muy importantes: tener mi título de Licenciada en Comercio Internacional y al mismo tiempo poder viajar con mi deporte, que es lo que más disfruto.

-¿Cuántas medallas llevas obtenidas en tu carrera? ¿Siempre representaste al país?

-Medallas internacionales hasta el momento tengo 14. En 2010 fue la primera vez que competí en un Panamericano y desde entonces representé a la Argentina cada vez que viajé. En el 2011 viaje al Mundial de Nueva Zelanda, en el 2012 fui a Inglaterra, en el 2014 viaje a Jamaica, en el 2015 a Brasil; el año pasado se hizo un Panamericano acá en Buenos Aires, y este año tenemos el Sudamericano de Perú y en octubre al Mundial en Dublín, Irlanda.

-¿Cómo te preparas para el Mundial?

-La preparación es muy exigente, ya sea física o mental. Entreno con mi preparador físico de lunes a lunes, practico por la mañana, tarde y noche. El entrenamiento es fuerte, pero lindo al mismo tiempo.

-¿Tuviste ayuda del Gobierno para poder pagar el viaje?

-Nunca tuve ayuda del Gobierno ni de alguna intendencia desde que empecé a competir. Este año fue la primera vez  que la intendencia de La Matanza me ayudó. Me dio un subsidio, pero siempre me pagué mis viajes haciendo rifas, bingos, bailes, campeonatos de truco, de fútbol. Gracias a Dios ya tengo todo el viaje pago y solo me queda seguir entrenando. Compito de manera individual, viajo como la número uno de mi categoría, y también soy representante de la Selección Argentina, así que es un desafío.

-¿Otras personas colaboraron con el viaje al Mundial?

-Los que me ayudaron siempre para viajar fue la gente del barrio. Yo soy de Rafael Castillo, que me apoya en un cien por cien, y siempre están acompañándome. Los padres de mis alumnos, mis alumnos y obviamente mi familia, que es mi mayor sostén para que nunca baje los brazos.

-¿El deporte está en crecimiento en nuestro país?

El taekwondo está creciendo a pasos agigantados, se hizo muy fuerte a nivel nacional e internacional, acá en el país hay muchas escuelas y muchos competidores de un nivel altísimo.

Cuando el Rojo estuvo en el fondo del mar

Un 15 de junio pero de 2013, el Rojo vivió su peor momento en la historia. Descendió por primera vez a la B Nacional luego de perder 1 a 0 frente a San Lorenzo.

Fue el peor año de la historia para el equipo de Avellaneda, Independiente no lograba sumar de a tres, Américo Gallego tambaleaba en el puesto, los hinchas estaban más impacientes que nunca porque el equipo no ganaba y el descenso estaba cada vez más cerca. En febrero tocaba jugar contra el clásico rival, Racing Club, fue una semana muy tensa, la barra dejaba mensajes en las paredes por el predio donde entrena Independiente. El Rojo logró ganar 2-0, ese día fue muy famoso porque en la platea del Libertadores de América, los hinchas desplegaron una bandera que decía “Los grandes nunca descienden”. Con esta victoria el equipo del Tolo salía luego de un largo tiempo de los puestos de abajo. Sin embargo esos tres puntos sirvieron para nada, ya que luego el equipo acumuló seis encuentros sin ganar (tres empates y tres derrotas) y esto conllevó a la renuncia de Gallego.

El elegido para intentar arreglar este desastre fue Miguel Ángel Brindisi, restaban 10 partidos y al hincha se le despertaba una pequeña ilusión con técnico nuevo. Si bien su debut perdió frente a Atlético Rafaela, su ciclo comenzó a enderezarse cuando consiguió diez puntos de doce en disputa, (le ganó a Argentinos Juniors, Tigre y San Martín de San Juan y empató con Lanús). Tuvo muchos empates consecutivos, pero el claro golpe lo sufrió ante River Plate por la jornada 17 donde pierde por 2 a 1 en el Monumental, los hinchas manifestaron su bronca e hicieron algunos destrozos en el estadio.

En la semana previa al encuentro frente a San Lorenzo por la jornada 18, se vivió un clima de velorio en gran parte de Avellaneda. A los Diablos no le alcanzaban ni con ganar los dos partidos que le quedaban, ya que si Argentinos Juniors sacaba un punto o San Martín de San Juan ganaba un partido, el descenso era una realidad. Aquel día, el 15 de junio, el Libertadores de América estaba repleto, y si bien Ángel Correa marcó el único gol del partido a los 14 del segundo tiempo, los hinchas no insultaron al equipo. El estadio fue un mar de lágrimas, era la primera vez que Independiente descendía, y aunque el Rojo se haya ido a la B Nacional, no va a dejar de ser nunca uno de los equipos más grandes del fútbol argentino.

Autor: Hernán Salanitro. 2ºA.

 

El emperador de Banfield

Julio César Falcioni está realizando un gran campaña con el club del sur, actualmente se ubica tercero en el campeonato con 51 puntos, cinco menos que el líder, Boca Juniors. Hasta el momento vuelve a meter al Taladro en una Conmebol Libertadores.

Nadie le puede quitar las ilusiones a un hincha de Banfield de clasificar hacia la siguiente Copa Libertadores, el Taladro está muy cerca de cumplir el objetivo. Si bien las matemáticas dan que aún puede alzar el título, es muy difícil por el gran nivel que está demostrando Boca. El técnico del conjunto del Sur, Julio César Falcioni, es un pilar muy importante, conoce muy bien a la institución donde ya supo ser campeón, jugar una copa Internacional. Falcioni marcó un antes y un después en este equipo, es idolatrado por todos los hinchas.

La primera vez que el “emperador” puso un pie en Banfield fue el 2 de agosto de 2003, hizo una gran campaña, de hecho logró la clasificación a la copa Libertadores 2005 donde quedó eliminado en los cuartos de final ante River Plate. Pasaron cuatro años para que Falcioni vuelva a estar en su casa, Banfield. El 24 de marzo de 2009 se vuelve a calzar el buzo de técnico luego de haber estado por Independiente, Colón y Gimnasia Esgrima La Plata. En ese mismo año marcó historia en el club, sale campeón del Torneo Apertura y así el Taladro consigue su primer título en la máxima categoría del fútbol argentino, además un dato muy particular es que se convirtió en el primer ex arquero que sale campeón como entrenador. Un año después vuelve a disputar la Libertadores en la que queda eliminado en Octavos de final ante el campeón de esa edición, Inter de Porto Alegre.

El entrenador de 60 años tuvo una gran campaña en Boca Juniors, consigue salir campeón invicto del Torneo Apertura 2011, fue subcampeón de la Libertadores 2012 luego de perderla ante Corinthians y gana la Copa Argentina de ese mismo año tras vencer a Racing por 2 a 1.

El 22 de marzo del año pasado, Falcioni firma su tercer ciclo en Banfield, en el cual le está yendo muy bien, marcha tercero en el campeonato con grandes posibilidades de poder disputar la siguiente Conmebol Libertadores, y si las matemáticas aún siguen dando, el Taladro no quiere bajarse de la pelea por el campeonato, va a luchar hasta el final por conseguir otro tan ansiado título. Los números de Banfield en este torneo son realmente muy buenos, de 27 partidos disputados ganó 16, empató 3 y perdió en 8 ocasiones. Tiene jugadores muy importantes, desde el arquero Hilario Navarro que le da mucha seguridad, Brian Sarmiento le agrega el plus al equipo con su calidad, y la gran cantidad de goles que aporta Darío Cvitanich desde su vuelta.

Hace falta aclarar que Falcioni se quedó en este equipo en un momento muy difícil desde lo económico, el plantel no cobraba y algunas de sus figuras decidieron marcharse, como Santiago Silva, Walter Erviti. El entrenador está convencido que esta es su casa y por eso decidió quedarse, por amor al club y porque quiere seguir haciendo historia con su ideología futbolística.

Autor: Hernán Salanitro, 2ºA.

River festeja sus 116 años de grandeza

El 25 de mayo no solo se festeja una fecha patria en nuestro país, sino que desde 1901 es el cumpleaños de unos de los equipos más grandes del fútbol argentino. Desde la dirigencia se pusieron de acuerdo para hacer festejos previos antes del partido con DIM por la Copa Libertadores, habrá shows musicales, desfiles y sorpresas para los concurrentes.

Será un cumpleaños muy feliz para los de Núñez no solo porque ya clasificaron primero de su grupo en la Copa Libertadores que si bien mañana enfrenta al DIM de Colombia, Marcelo Gallardo decidió optar porque sean mayoría de suplentes, también los Millonarios aún deben un partido del torneo local y si consiguen la victoria quedarán solamente a un punto del puntero del campeonato, Boca Juniors. Un torneo donde todo indicaba que era imposible que a los Xeneizes se les escapara, pero River nunca se dio por vencido y está muy cerca del líder.

Antes del encuentro por Copa Libertadores será una verdadera fiesta, habrá desfiles por los atletas de diferentes disciplinas deportivas. También en la pantalla que se ubica en la tribuna Sivori se podrán observar videos con personas emblemáticas de la rica historia del club, asimismo dirán presente músicos como Lito Vitale, Pipi Piazolla y Joaquín Levington. También hay sorpresas que ningún hincha se debe perder,

River es uno de los clubes más populares, grande a nivel mundial. Li rica historia del Millonario lo llevó a ocupar un lugar de elite. Es muy difícil contar los jugadores, técnicos más importantes de la historia de un club tan grande como el Millonario, pero hay nombre que estan en todas las mesas de los bares.

Ángel Labruna, para muchos el mejor jugador que tuvo la institución, sin dudas sus estadísticas son escalofriantes. Como jugador estuvo desde 1939 a 1959. Tiene 317 goles en 515 partidos, lo que lo ubica en el máximo goleador de la historia de River y también del fútbol argentino junto a Arsenio Erico. Logró 9 títulos locales, 4 copas nacionales y 3 copas Aldao. También fue técnico del Millonario en 1975 hasta 1983 y lo llevó a la gloria con 6 torneos locales. Amadeo Carrizo, el mejor arquero que tuvo el club, estuvo desde 1945 a 1968. Es el jugador con más presencias del Millo con 522 partidos jugados, su máximo récord sin recibir goles fuero 769 minutos. Logró 7 títulos locales y 2 copas Aldao. Norberto Alonso, el delantero tuvo tres etapas en la Banda (1970-1976, 1977-1981 y 1983-1987), el Beto covirtió 158 goles en 422 partidos, y a su vez ganó 7 títulos locales y 2 copas internacionales, una Libertadores y una Intercontinental.

Enzo Francescoli, eterno goleador, estuvo en el club riverplatense en 1983-1986  y 1994-1997, actualmente está como Manager del club. Convirtió 137 goles en 217 partidos, también ganó 5 títulos locales y uno de ellos fue de forma invicta, a su vez logró dos títulos internacionales, una copa Libertadores y una supercopa Sudamericana. Ramón Díaz, tuvo dos etapas como futbolista (1978-1981, y 1991-1993) en esos años consiguió 5 títulos locales y logró marcar 97 goles en 175 partidos, pero como técnico tuvo tres períodos hasta el momento (1995-1999, 2001-2002 y 2012-2014), en ellos consiguió 6 títulos locales, 1 copa nacional, y 2 títulos internacionales (una Libertadores y una supercopa Sudamericana). Ariel Ortega, tuvo cuatro ciclos en el Millo (1991-1996, 2000-2002, 2006-2008, y 2009-2010) marcó 79 goles en 272 encuentros. Ídolo indiscutible, el Burrito ganó 6 títulos nacionales y uno de ellos en forma invicta, asimismo ganó una copa Libertadores.

River tiene 55 títulos oficiales, en la sumatoria se encuentran 35 por campeonatos locales, 10 títulos internacionales, uno conseguido en el amateurismo y 9 copas locales. Pero en los más importantes de la historia no se puede dejar afuera al actual técnico Millonario, lo que está haciendo Marcelo Gallardo en River ya pasó a los grandes libros del club, consiguió la Copa Argentina 2016, Recopa Sudamericana 2016, Suruga Bank 2015, Copa Libertadores 2015, Recopa Sudamericana 2015, Copa Sudamericana 2014, y como futbolista logró el torneo Clausura 2004, Apertura 1997, Supercopa 1997, Clausura 1997, Copa Libertadores 1996, Apertura 1996, Apertura 1994 y Apertura 1993. Acumula 14 títulos como técnico y jugador, al igual que Ramón Díaz, el máximo es Ángel Labruna con 22, pero el Muñeco todavía puede seguir sumando alegrías ya que sigue con vida en el torneo local y en la copa más importante del continente. 116 años de gloria, títulos y grandeza, ¡FELIZ CUMPLEAÑOS RIVER!

Autor: Hernán Salanitro. 2ºA Turno Mañana