Haylett-Petty, fullback australiano, le puso fin a su carrera

Tras varios años de lucha, el internacional australiano anunció que deja el rugby al no poder recuperarse de un golpe en la cabeza.

Haylett-Petty, jugador australiano de rugby de 32 años que se encontraba hace un buen tiempo tratando de superar una conmoción cerebral, anunció que se retirará de las canchas de manera definitiva. Esta situación tuvo sus comienzos poco más de un año atrás, en octubre del 2020, en un encuentro contra los All Blacks donde recibió un golpe en su cabeza.

Por su parte, señaló cómo fue vivir los momentos en los que iniciaba su recuperación: “Desde el primer momento el especialista decía que lo mejor era escuchar a mi cabeza. Incluso si estaba mucho mejor, no he sido capaz de desprenderme de algunos síntomas”.

Poco más de un año de lo sucedido y todavía seguía en la lucha para tratar de superar los síntomas y secuelas que esta conmoción le había provocado en su cabeza, donde intentó volver en varias ocasiones pero se mantenían persistentes los síntomas.

Es por eso que el sábado 6 de noviembre tomó la decisión definitiva de alejarse de las canchas y lo hizo público a través de sus redes sociales. “Después de 14 años, es hora de colgar las botas. No es la forma en que quería terminar. Me hubiera encantado quedarme sin una sola vez más, pero no fue así. El rugby me ha dado mucho y por eso estaré eternamente agradecido. Las experiencias, las oportunidades, los desafíos y las amistades de por vida”, compartió en un posteo.

A su vez, agradeció a todos los clubes que confiaron en él y le brindaron oportunidades, a todos los entrenadores que tuvo, a los compañeros con los que compartió plantel a lo largo de su carrera, a sus padres y a los hinchas que engrandecen el deporte.

A Haylett-Petty le tocó representar a Australia en 38 ocasiones y se transformó en un jugador fundamental en el seleccionado “Wallabie”. Tuvo la oportunidad de anotar 12 tries y disputar la Copa del Mundo 2019.

Para cerrar, a modo de conclusión señaló: «A los 32 años, no es el fin del mundo, sé que algunos chicos han tenido problemas tras su segundo choque en la cabeza, con 21 o 22 años”. También se mostró emocionado y expectante de poder comenzar algo nuevo de ahora en más.

Dante Gallastegui, 2° B, turno mañana