El apertura Morné Steyn le dice adiós a los Springboks

El apertura de 37 años, tras la ventana de octubre del Rugby Championship, anunció que su brillante carrera en el rugby internacional ha llegado a su fin. Seguirá jugando únicamente para su club, Vodacom Bulls de Sudáfrica.

Morné Steyn, quien hizo su debut en los Springboks en el año 2009 contra los British & Irish, disputó 68 test matches y anotó 742 puntos, convirtiéndose en el segundo máximo anotador en la historia de su seleccionado detrás de Percy Montgomery, que suma un total de 893. Además, también es el segundo máximo goleador en la historia del Tri-Nations/Rugby Championship con 390 puntos, detrás del ex All Blacks, Dan Carter (554). El que está cerca de alcanzarlo o superarlo es el argentino Nicolás Sánchez, que cuenta con 346 puntos en su haber.

La leyenda del rugby sudafricano fue uno de los jugadores que más daño le hizo a Los Pumas. Steyn enfrentó a la Selección Argentina de rugby en 10 oportunidades. En cuatro de ellas inició entre los 15 titulares y le anotó, nada más ni nada menos, un total de 93 puntos. El máximo de puntos que le anotó a la selección mayor de rugby en un match fue en 2013, en el encuentro por el Rugby Championship que se jugó en Soweto y terminó en victoria para los Springboks por 73-13, en donde Steyn fue autor de 28 puntos.

No obstante, su momento de máximo esplendor llegó a la semana siguiente, en Mendoza. Los Pumas iban arriba en el marcador, ganando por 17-10, pero Steyn se puso a los de Oceanía en sus hombros y con cuatro penales dio vuelta el marcador, entre ellos dos en los últimos 10 minutos para ganar 22-17. Además cuando ingresaba al campo desde el banco de suplentes también castigaba a los argentinos. Por ejemplo, en 2014, cuando se enfrentaron en Salta, comenzó como suplente de la emergente figura Handré Pollard pero volvió a ser determinante: entró con el partido en desventaja 28-16 y contribuyó a la remontada, incluido un penal sobre la hora para el éxito 33-31.

Su último partido con la camiseta de Springboks, no podría haber sido ante otro rival que Los Pumas. Fue el 14 de agosto pasado, en Port Elizabeth, por la primera fecha del Rugby Championship 2021. Lo curioso fue que por única vez ante los argentinos no anotó puntos.

Steyn jugó dos Mundiales para Sudáfrica. El primero fue el de Nueva Zelanda 2011, en el cual los Springboks llegaron a los cuartos de final. En cuanto a lo individual, Steyn fue titular en cinco encuentros y terminó como máximo anotador con 62 puntos. El segundo en que fue partícipe fue el que se disputó en Inglaterra en 2015, Mundial en el que Sudáfrica logró el tercer puesto. En este último no tuvo tanto protagonismo, ya que jugó apenas un match y anotó 6 puntos.

Con 1,84 metro de altura y 91 kilogramos de peso, Morné Steyn encaja perfecto en el molde del apertura sudafricano, robusto, táctico y con una pegada exquisita para la hora de las conversiones. La efectividad no es una de sus virtudes, ya que es un jugador de rachas, es decir que cuando está enfocado emboca de todos lados pero también suele tener partidos para el olvido.

En su palmarés quedará la obtención del Torneo de las Tres Naciones 2009, el que hoy es conocido como Rugby Championship. Dicho torneo lo disputaban Sudáfrica, Australia y Nueva Zelanda. Los Springboks se coronaron campeones con 21 puntos, sacándole una diferencia de 8 puntos a los All Blacks, que terminaron en el segundo puesto, y los Wallabies en última posición con 7 puntos.

El oriundo de Ciudad del Cabo confesó que el retiro fue una decisión meditada y que tiene varias razones por las cuales tomó la determinación. La razón principal por la tomó la decisión de despedirse de los Bocks es para pasar más tiempo junto a su familia. Además, Steyn le confesó a Jacques Nienaber, director técnico de la selección sudafricana, que su enfoque está en jugar rugby regular con Bulls. Por último, su lugar en el equipo, puesto que hace un tiempo que no es la primera opción y se lo dijo frente a frente a Nienaber: “No tiene sentido esperar a que haya lesiones para tener la oportunidad de jugar”. 

Steyn sobre su futuro dijo: “Me queda un año o dos en mi carrera y preferiría pasarlo jugando para los Bulls que estar sentado al margen. Tengo muchas ganas de disfrutar de mis dos últimos años de rugby”.

Marcos Rizzi, 2° B, turno mañana