La Argentina, elegida para elaborar una nueva vacuna

El laboratorio Sinergium Biotech fue seleccionado entre 30 proyectos de la región, junto a otro de Brasil; estiman que el año próximo empezaría el ensayo

La Organización Mundial de la Salud, a través de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), seleccionó a Argentina para crear un centro de desarrollo y producción de vacunas con tecnología ARN mensajero contra el coronavirus.

Se trata de la tecnología más avanzada en vacunas contra el Covid, hoy presente en las vacunas de Pfizer y Moderna. El laboratorio argentino elegido es Sinergium Biotech, que hoy fabrica las vacunas antigripal, la del neumococo y la del papiloma humano.

Según contó Fernando Lobos, director de Sinergium, en distintos medios, «ahora la OMS va a iniciar una etapa de transferencia de tecnología y estimamos que el año próximo podríamos estar comenzando con la fase 1 del ensayo».

La matriz tecnológica necesaria saldrá de la patente de Moderna más los aportes que de algunas universidades de Estados Unidos que podrían complementar la fórmula. «Moderna se comprometió a mantener la patente de su vacuna abierta mientras durara la pandemia», explicó el titular de Sinergium.

El anuncio hecho por la OPS se produjo este martes durante una reunión virtual de la que participaron la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, y la directora de ese organismo, Carissa Etienne.

“Es un honor para nuestro país que la empresa argentina Sinergium Biotech haya sido seleccionada, entre diversas instituciones científicas latinoamericanas, por la Organización Mundial de la Salud como centro de desarrollo y producción de vacunas con tecnología ARN mensajero en la región”, señaló la ministra Vizzotti.

«Se prevé que una vez se cuente con la vacuna, la misma sea evaluada por la OMS con el fin de obtener su recomendación para adquisición a través de las agencias de compra de Naciones Unidas, por haber alcanzado su precalificación, y responder a las recomendaciones internacionales para asegurar su calidad, seguridad y eficacia, con el fin de garantizar un acceso equitativo a este insumo crítico que será ofrecida a los Estados Miembros y territorios a través del Fondo Rotatorio de la OPS, el mayor proveedor de vacunas asequibles desde hace más de 40 años en la región», agregaron desde el Ministerio de Salud.

Aunque es prematuro pensar en el producto final, éste, junto con la vacuna argentina que se está produciendo en combinación entre MALBRAN y la USAM (Universidad de San Martin), son las nuevas formas de vanguardia medicinal que tienen al país como actor principal.

Tomás Oliver