La heredera olímpica

Desde el noreste del conurbano a triunfar en el país y en exterior, Guillermo Saputo y Victoria Saputo dieron el alta familiero y deportivo argentino

Victoria Oriana Saputo hoy en día es una de las boxeadoras a seguir para las peleas a futuro de nuestro país, pero a pesar de su juventud y logros tiene una gran historia por detrás que se va agrandando día a día, y por eso existen varios puntos importantes a destacar de la joven oriunda de la localidad de José Clemente Paz.

Desde salir del conurbano como su padre a realizar peleas en otros países es lo que se viene destacando de Victoria en el último tiempo; sin embargo, lo que ella logró en los Juegos Olímpicos de la Juventud fue algo único, no solamente porque fue la primer boxeadora medallista olímpica, sino porque también les da esperanza a las jóvenes para que puedan aspirar en cosas grandes y quizá llegar a cosas que ni siquiera habrían imaginado.

Por dicho motivo hay que recalcar de dónde viene, una localidad del Conurbano, lugar que pudo sacar el máximo potencial de deportistas cómo Jesús Cuellar, quien pudo adueñarse del título regular de WBA peso pluma; también saldría de allí la luchadora de estilo libre Linda Machuca, que ganó la medalla de oro en los Juegos Sudamericanos de la Juventud del año 2017 y obtuvo la medalla de plata en los JJOO de la juventud del 2018, pero una de las figuras más destacadas es la de su padre, Guillermo Saputo.

La sangre olímpica entonces ya está en su familia, dado que Guillermo tuvo la oportunidad única de representar a la Argentina en los Juegos Olímpicos del 1996 disputados en Atlanta y en los de Sidney en el año 2000. Además tuvo la oportunidad de ir a los Juegos Panamericanos de 1995 y 1999, y así, “El Tano” pudo darle un empuje a su carrera que siguió hasta el año 2013, en donde luego de la pelea contra Gustavo Lencina el 18 de octubre decidió colgar los guantes.

Sin embargo, cuando Guillermo estaba en los juegos de Sidney ya se veía venir un momento único para su vida, y fue al poco tiempo del reencuentro con su familia, el 22 de septiembre del año 2000 cuando nació su hija Victoria. Su hija que pudo llevar los guantes bien puestos y que actualmente, con tan solo 20 años ya se especula con sus capacidades, y a pesar de que ya demostró de lo que es capaz, se debe remarcar que con solo 17 años logró consagrarse campeona en Estados Unidos, un título que le dio también la posibilidad de de disputar los Juegos Olímpicos de la Juventud. Fue ahí en donde siendo de local en Buenos Aires, pudo derrotar a la australiana Emma Lawson en la categoría de 60 kilogramos, y con esa victoria logró colocarse en la historia al ganar el bronce, y también se la plasmó cómo una persona a seguir dentro del deporte nacional.

Aunque a Victoria todavía le faltan algunas peleas para poder lograr ese gran profesionalismo con el que todos sueñan, ya especula con que dentro de poco se dé y que las apuestas estén puestas para los Juegos Olímpicos que se disputarán en París en el año 2024. Por eso los entrenamientos con su padre como entrenador serán más que claves para que toda la ilusión siga creciendo.

Inan Lihue Ducca