Espionaje ilegal y extorsión

Ramos Padilla amplió el procesamiento al fiscal Stornelli y busca enviar el caso a juicio oral

Stornelli, D'alessio y Santoro

El juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, amplió los procesamientos del fiscal Carlos Stornelli, el falso abogado Marcelo D’Alessio y el periodista Daniel Santoro en la causa por espionaje ilegal y extorsión, y los dejó cerca del envío a juicio como supuestos miembros de una «asociación ilícita paraestatal».

«El accionar de esta organización puso en riesgo principios básicos e instituciones de orden constitucional de nuestro sistema democrático», dijo Ramos Padilla en su resolución de 1.125 carillas.

En el caso de Stornelli, el juez lo acusó como coautor de tentativa de extorsión cometida «en el marco de una asociación ilícita paraestatal dedicada al espionaje ilegal» en violación a la Ley de Inteligencia, le ordenó la entrega de su pasaporte y le fijó una caución real de 10 millones de pesos que deberá depositar en tres días.

Paralelamente, el magistrado dio por cerrada la instrucción del caso en lo referido a D’Alessio, Stornelli, Santoro y otros ocho procesados, y dispuso que, una vez que se confirmen sus procesamientos en la instancia de apelaciones correspondiente, se inicien los trámites para enviarlos a juicio oral.

En la resolución el magistrado vinculó a la AFI durante la gestión de Cambiemos con las actividades ilegales de la organización investigada.

En relación al periodista Santoro, se le amplió el procesamiento como supuesto miembro de asociación ilícita y «realización de acciones de inteligencia prohibidas», según el fallo.

El juez sostuvo en sus fundamentos que Santoro y Stornelli eran definidos en la organización ilegal como el «dos por uno» porque las maniobras que los habrían involucrado consistían en «que la víctima declararía primero ante el periodista y luego ante el fiscal».

En el caso de Stornelli ya estaba procesado en la causa pero se agregó una acusación por tentativa de extorsión al exsecretario de la expresidenta Cristina Fernández, Pablo Barreiro, a quien según la investigación se buscaba hacer declarar como arrepentido en la causa por los cuadernos del remisero Oscar Centeno que tramitó Stornelli.

Ramos Padilla amplió además procesamientos por otros casos de extorsión a D’Alessio, detenido en la causa, Rolando Barreiro, al suspendido fiscal de Mercedes Juan Ignacio Bidone y al exresponsable de las bases de la Agencia Federal de Inteligencia que funcionaron en el AMBA, Pablo Pinamonti.

Ramos Padilla sostuvo que la organización ilegal comandada por D’Alessio actuó en la causa de los cuadernos, como así también en la del triple crimen de General Rodríguez, hizo espionaje sobre dirigentes del norte argentino, personas vinculadas a la AFA, causa por narcotráfico como el llamado «Operativo Sapucay».

Según Clarín, en relación al periodista Santoro, esto es una presión a los medios. Sin ampliar la declaración indagatoria para que se defienda, el juez de Dolores y miembro de “Justicia Legítima” amplió el procesamiento del periodista en base a algunos datos falsos y conjeturas.

FOPEA advierte sobre una amenaza al periodismo en el caso de Daniel Santoro y expresa preocupación por violación del secreto profesional. Ante la decisión del juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, de citar esta semana a declaración indagatoria al periodista Daniel Santoro en el marco del difundido caso de Marcelo D’Alessio. Para FOPEA esto es una criminalización de la labor periodística.

En ADEPA hay preocupación por la ampliación del procesamiento a Santoro. Como todos los ciudadanos, los periodistas estamos sujetos a la investigación de nuestras conductas por parte de la Justicia. Pero, en esta causa en particular, el procesamiento se asienta en suposiciones, datos falsos, inferencias indebidas y en una fuerte politización de las interpretaciones de los hechos.

Marcelo Longobardi  en Radio Mitre habló con Santoro y dijo: “Ramos Padilla me procesó como “castigo” por investigar la corrupción kirchnerista”. Algunas de las frases de Santoro fueron estas:

 

  • “A mí lo único que falta es que este juez me acuse del asesinato de Kennedy. El año pasado me procesó como supuesto partícipe de una supuesta extorsión”.

 

  • “Quieren crear que los que investigamos a la corrupción somos espías. Un recurso típico de los autoritarismos”.

 

  • “Si me condenan voy a ir preso porque no es un delito menor. Ayer el operador cristinista, Eduardo Valdez, dijo que como el juez le pidió el pasaporte a Stornelli y le aumentó la fianza a 10 millones de pesos, eso es el preludio a que el juez Ramos Padilla ordene la detención de Stornelli”.

 

  • “Son amenazas que quieren crear miedo y autocensura. Este fallo tiene un montón de falacias, conjeturas, errores”.

Pagina 12 manifestó que Carlos Stornelli quedó a un paso del juicio oral por el espionaje ilegal con D’Alessio y su banda. Una asociación ilícita paraestatal de la que se valió el gobierno de Mauricio Macri para investigar y perseguir a funcionarios del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner. Según el juez de Dolores, si de algo no hay dudas es de que D’Alessio era un espía. Ramos Padilla en su resolución no descarta, pese a la negativa de la embajada estadounidense, que haya tenido vínculo con agencias de los EE.UU.

Marcelo Janin