El senador José Alperovich, acusado de abuso, pidió extender su licencia

El Senador está de licencia desde el 22 de noviembre, y todo indica que aún no volverá a su puesto político

El Senador por el frente de todos de Tucumán, José Alperovich, seguirá con su respectiva licencia y no podrá volver a formar parte de la cámara alta, hasta que la Justicia pueda progresar en la denuncia por abuso sexual en la que se lo incrimina.

En noviembre del año pasado, la sobrina segunda de Alperovich, quien trabajó como empleada en el despacho de la senadora oficialista tucumana Beatriz Mirkin, lo acusó por presunto abuso sexual y el legislador solicitó una licencia que venció el martes.

(José Alperovich, Senador del frente de todos de Tucumán)

Las autoridades del Frente de Todos, el formoseño José Mayans y la mendocina Anabel Fernández Sagasti, informaron que «El bloque de senadores y senadoras del Frente de Todos comunica que el Senador José Alperovich no se reincorporará a la Cámara Alta y seguirá con su licencia abocado en su defensa en la causa que es de público conocimiento». Además, el comunicado oficial resaltó que «el tema en cuestión debe ser resuelto como corresponde y marcan las leyes en los tribunales y en el pleno respeto del estado de derecho».

Aunque el Senador Alperovich sigue remarcando que es inocente y que es utópico el delito de abuso a su sobrina, la joven denunciante rompió el silencio y confesó que “Ese día de mayo, mi cuerpo, mi conciencia y mi entereza para enfrentarlo me sacaron de ahí para siempre”.

Frente a los hechos de público conocimiento, la Asociación de Abogadas Feministas (Abofem), se dirigió hacia la presidenta de la Cámara Alta, Cristina Fernández de Kirchner, solicitando que retiren al Senador de su cargo por incumplimientos de deberes públicos.