Cultos virtuales: “A pesar de que uno esté confinado, la palabra de Dios se está expandiendo”

La adaptación tecnológica de los cultos cristianos.

El pasado 12 de marzo se prohibieron las reuniones masivas y posteriormente se decreto de aislamiento social por el COVID-19, lo que afectó a toda el área de servicios, incluidos los religiosos. Por eso, las iglesias evangélicas implementaron “cultos virtuales”.

“No estoy en el mismo ambiente, pero sí en el mismo ambiente espiritual. El amor de Dios está en todos lados porque él está en todo lugar”, señala a PIRÁMIDE INVERTIDA David Ortiz, miembro de la Iglesia Evangélica “Verbo de Vida Argentina”, que tiene 120 miembros (65% jóvenes y 35% adultos) y es dirigida por los pastores Leonardo Lima, su esposa Cristiane Anjos y el auxiliar Emiliano Álvarez.

Alrededor de 60 personas se conectan durante las transmisiones en vivo, que tienen lugar los miércoles y domingos durante una hora. “A pesar de que uno esté confinado, la palabra de Dios se está expandiendo”, precisa David, y se esperanza: “De la misma forma que un enfermo confía que va a sanar por la intervención médica, nosotros, como creyentes, creemos que por mediación de Dios el mundo se va a recuperar”. Las ceremonias en vivo se realizan a través de YouTube y otras redes sociales, coordinando el horario por la página web de la iglesia y los grupos de WhatsApp.