Programa Puntos de Cultura, una rueda de auxilio en medio de la pandemia

El inicio de la cuarentena dio lugar a que, el Ministerio de Cultura bajo la dirección de Tristán Bauer, abriera nuevamente un camino de oportunidades para muchas personas.

La Secretaría de Gestión Cultural del nombrado ministerio, presentó el programa Puntos de Cultura,  de ayuda técnica y económica para la puesta en marcha y gestación de proyectos culturales comunitarios.

Por otro lado, previo al inicio de esta gran chance para la comunidad, y más precisamente el 20 de marzo, se anunció el aumento del presupuesto para cubrir los gastos de las planificaciones. El monto pasó de 17 a 50 millones de pesos. Así, quedaría aún más respaldado el objetivo del proyecto impulsado por la administración en cuanto a fortalecer y hacer aún más grande la integración de la sociedad y también el ordenamiento de la mismísima comunidad.

Desde el año 2011 y bajo la supervisión de tres gobiernos diferentes, Programa Puntos de Cultura es la mano derecha de aquellos grupos y organizaciones populares de Argentina centrados en la creación proyectos comunitarios. En esta ocasión, su misión es incrementar el número de aquellas más de 700 entidades culturales y, por supuesto, la suma de nuevos Puntos de Cultura.

El amplio programa, además de incluir en su marco a las típicas instituciones culturales, también les otorga lugar a aquellas organizaciones bajo situaciones de vulnerabilidad: las que actúan como redes de solidaridad, como merenderos o comedores para los que más lo necesitan e incluso a las que están obligadas a convivir con personas que son víctimas de la agresión.

En cuanto a su inscripción, habrá dos etapas. La primera, ya iniciada, va desde el 30 de marzo hasta el 8 de mayo, mientras que la segunda instancia tendrá vigencia desde el 9 de mayo al 12 de junio.

Los encargados de la selección de los mejores proyectos serán dos miembros representativos del Ministerio de Cultura de la Nación y un integrante del Consejo Federal de Cultura, quedando dispuesto, de esta manera, un jurado con tres participantes. .

Los proyectos “ganadores”, en cualquiera de los dos períodos, serán premiados con la cantidad de dinero que los autores solicitaron para la implementación del mismo, además de alistarse y comenzar su sendero en las distintas redes y espacios de cultura comunitaria.

Por Franco Ferrero

2A T.M.