Australia y un acuerdo trascendental en la historia del fútbol femenino

La Federación Australiana de Fútbol decretó que la Selección Femenina perciba el mismo salario que los hombres.

Constantemente se resaltan hechos importantes por su calidad de “mejora” dentro del fútbol femenino pero que, sin embargo, siguen siendo pequeños en comparación a lo que se puede llegar a alcanzar. Lo ocurrido recientemente con la Selección Femenina de Australia es un caso que toma resonancia por la magnitud de la medida. ¿Qué fue lo que aconteció? Las jugadoras recibirán la misma paga que el combinado masculino. La puja constante que existe entre los derechos concedidos tanto a hombres como mujeres llegó hace tiempo al ámbito del fútbol y, finalmente, se están notando los avances.

En un acuerdo de duración de 4 años, las “Matildas” y los “Socceroos” recibirán el 24% de las ganancias comerciales; cifra que aumentará un 1% cada año. Existen ciertos alicientes positivos que se complementan a estos números: de clasificar a una Copa del Mundo el porcentaje se incrementará entre un 30 a un 40%; de avanzar a zona de grupos la suma irá a un 50% más. Sin embargo, el 24% a recibir es un número mentiroso: los jugadores del seleccionado femenino y masculino donarán un 5% para la inversión en las divisiones inferiores, con la finalidad de potenciar al futuro del fútbol australiano.

«El fútbol es un juego de todos y este nuevo convenio colectivo es un paso hacia la adopción de los valores de igualdad, integración y facilidad de oportunidades», expresó Chris Nikou, presidente de la Federación de Fútbol Australiano. La situación que genera alegría en el país oceánico se contrapone a lo que sucede en Europa, específicamente en España. Las jugadoras finalmente se autoconvocarán a una huelga de duración indefinida a partir del próximo 16 de noviembre por el incumplimiento de sus requisitos de pago. Mismo ámbito, diferentes respuestas por parte de los que tienen el poder.

Existe otro avance que empezará a entrar en vigencia: las jugadoras que integren el seleccionado nacional y que a su vez sean parte de algún equipo que dispute la liga australiana recibirán un sueldo similar al que le corresponde a los hombres. Australia se autoproclama como pionera en la defensa de la igualdad de género, tópico que es tendencia debido a las necesidades de las profesionales de la rama femenina. «El fútbol es un juego de todos y este nuevo convenio colectivo es un paso hacia la adopción de los valores de igualdad, integración y facilidad de oportunidades», sentenció Nikou.

Por: Belén Medina, 2B Turno tarde.