Platense jugará por primera vez en La Liga Nacional

Después de una temporada de ensueño, el club de Vicente López tendrá su primera participación en la máxima categoría del básquetbol nacional. 

Luego de una temporada que lo tuvo como máximo animador a lo largo de todo el campeonato, Platense, dirigido por Alejandro Vázquez, logró coronarse campeón de la Liga Argentina de Básquetbol en el quinto juego de las finales contra San Isidro de San Francisco, Córdoba. Aprovechando su condición de local, el conjunto de la provincia de Buenos Aires colmó su estadio y frente a más de mil personas logró ganar el encuentro 81 a 60 y consagrarse campeón de la segunda categoría y conseguir así el pasaje a la Liga Nacional por primera vez en su historia.

En un último y decisivo encuentro, Platense logró marcar presencia desde el salto inicial y siguiendo con la tendencia del cuarto juego,  fortaleció su defensa y cerró todos los callejones posibles por donde los jugadores de «Los Halcones» podrían llegar a penetrar. Si bien el primer segmento terminó con una diferencia corta de seis puntos a favor del local (16 a 10), el semblante de ambos equipos transmitía sensaciones totalmente opuestas.

Gracias a su gran labor defensiva y la efectividad en ataque, Platense consiguió doblegar permanentemente a un conjunto cordobés que nunca pudo hacer pie en el encuentro y pese a algunos intercambios de puntos gracias a contrataques y a tiros de tres puntos, el marcador fue empezando a ampliarse y gracias a una soberbia actuación de Felipe País en los primeros 20 minutos con 18 puntos, el local logró establecer una diferencia sustancial al término del segundo parcial, decretando así el final del primer tiempo con un resultado de 37 a 19 a favor de Platense.

Al regreso del entretiempo, Platense no quitó el pie del acelerador y después de cinco minutos en los que pareció que el rival no había regresado a la cancha, el local estiró la ventaja a casi 30 puntos  y todo parecía indicar que el resultado final terminaría siendo una paliza. Pese a la euforía de la hinchada local y al semblante de los jugadores, los cordobeses dirigidos por Sebastián Torre lograron acortar la brecha, un poco, luego de un parcial de 11-0 a su favor y pese a que el tercer parcial volvió a quedarse para los de Vicente Lopez en un 60-38, la postura de los jugadores del conjunto cordobés se vio bastante mejorada y aún había una ilusión de la cual aferrarse de entrada al último cuarto de la temporada.

Pero pese a esa pequeña ilusión que seguramente se trasladó a los hinchas cordobeses luego de comenzar el cuarto con un parcial de 7-0, los locales volvieron a hacerse fuertes en la marca, concretaron tiros de larga distancia consecutivos y Platense terminó cerrando el partido con una diferencia de 21 puntos decretando así el 81-60 final.

Sumada a la felicidad comprensible que conlleva quedarse con el campeonato y con el tan esperado ascenso, ahora a Platense se le viene un desafío extra ya que los dirigidos por el «Cholo» Vázquez disputarán contra Salta Basket la oportunidad de poder competir en la próxima Liga Sudamericana.

 

SÍNTESIS

Parciales: 16-10, 37-19, 60-38. Final: 81-60.

Platense: Pais 18, Blossom 14, Goldenberg 13, Gastón Essengue 10, Pablo Bruna 8, Alejandro Pappalardi 7, G. Lorio 6, Julián Ruiz 3 y J. Lugrin 2. DT: Alejandro Vázquez

San Isidro: Santiago González 12, James Cambronne 11, Juan Ignacio Rodríguez Suppi 10, Jeremías Diotto 10, Rodrigo Sánchez 6, Rodrigo Haag 6, Hans Feder Ponce 5. DT: Sebastián Torre.

Jueces: Alejandro Chitti, Leandro Lezcano y Sebastián Moncloba.

Público: 1000 personas.

 

Autor: Tomás Ruiz, 2 °A, turno tarde.