Docentes de Medicina en contra de las denuncias

Decanos de universidades privadas se mostraron en contra de judicializar a los profesionales que apliquen el protocolo de interrupción legal del embarazo

Luego de una serie de denuncias contra médicos que se niegan a realizar abortos, ocho decanos de facultades de Medicina de universidades privadas emitieron declaraciones en las que mostraron preocupación por lo sucedido: “Como instituciones de enseñanza médica, reivindicamos en primer lugar la plena libertad del ejercicio de la medicina para resguardar la vida de toda persona que se encuentre en una asistencia de salud”. El mensaje fue apuntado al fallo que se llevó a cabo en un tribunal de Rio Negro en contra del ginecólogo que no asistió a la una víctima de violación bajo el protocolo de interrupción legal del embarazo (ILE)

La declaración de los decanos lleva la firma de los doctores Raúl Valdez (Universidad Austral), Hernán Seoane (Pontificia Universidad Católica Argentina), Enrique Majul (Universidad Católica de Córdoba), Daniel Martínez (Universidad del Salvador), Julia Elbaba (Universidad FASTA), Margarita Mc Michael (Universidad Católica de Cuyo, sede San Luis), Jorge Pianesi (Universidad Católica de las Misiones) y María Inés Dufour (Universidad Católica de Cuyo). Los firmantes se mostraron en contra de judicializar la elección de salvar las dos vidas explicando que embiste contra los derechos humanos pero sobre todo contra el derecho central a la existencia.

«La evidencia científica asegura con total certeza que hay vida humana desde el momento de la concepción”, explicaban los médicos. Por otro lado precisaron que hay una realidad existencial que salve las dos vidas, que los médicos tienen el derecho de salvar: «La etimología de la palabra «médico» significa «el que cuida”». Además agregaron que los docentes de medicina enseñan a salvar a las personas, sobre todo a mujeres y niños que suelen ser los más vulnerables.

Mauro González