Rincones verdes para desconectarse en la Ciudad de Buenos Aires

Los que vivimos o transitamos a diario la Ciudad de Buenos Aires sabemos lo estresante que puede ser por su tráfico y cantidad de gente que ingresan en ella día a día. Muchos deseamos tener nuestras actividades lejos de lo que es la “city porteña”. Pero justamente también en el día a día se nos pierden rincones hermosos que nos regala la misma Ciudad.

La misma rutina hace que se nos pasen de largo y que no podamos detenernos en los lugares que tenemos muy cerca de nuestras actividades.

Muchas veces queremos encontrar un lugar para poder desconectarnos, para hacer algo “diferente” a los habitual sin ir muy lejos. La Ciudad de Buenos Aires cuenta con varios Parques de acceso libre y gratuito que nos permiten disfrutar y apreciar los rincones verdes.

Una de las opciones donde se puede ir a descansar y conectarse con la naturaleza es la Reserva Ecológica Costanera Sur que cuenta con la mayor cantidad de biodiversidad dentro de la Ciudad y se extiende a lo largo de 350 hectáreas.

Cuando uno ingresa a la Reserva, ubicada entre Puerto Madero y el Río de la Plata, no puede creer que exista ese lugar con tanta naturaleza a tan pocos metros del centro porteño.

Desde la Reserva Ecológica Costanera Sur se trabaja para la conservación y la preservación de este espacio que es el hogar de aves, mamíferos, insectos y plantas y que es también el lugar que tienen los ciudadanos para hacer ejercicio, disfrutar de un paseo en bici, apreciar la naturaleza y sentarse frente al río.

Otra excelente alternativa para nutrirse de verde y disfrutar de una gran variedad de especies florales, es el Jardín Botánico de Carlos Thays. En pleno corazón del barrio de Palermo es uno de los espacios verdes más históricos e importantes de la Ciudad. En sus 7 hectáreas reúne más de 3700 ejemplares de 1500 especies y, cuenta con una colección de 28 esculturas en diferentes estilos y materiales.

A quienes les interese descubrir y apreciar distintas especies de flores y plantas, el Jardín es el lugar indicado para hacerlo, y además disfrutar de un momento único al lado de la naturaleza. Conserva una importante colección viva de ejemplares arbóreos: aproximadamente 5 hectáreas de flora argentina y 2 hectáreas con especies provenientes de los cinco continentes.

El jardín fue declarado Monumento Nacional en 1996 y busca conservar la biodiversidad y promover la educación ambiental desarrollando tareas de capacitación docente, de investigación aplicada en flora y de gestión ambiental.

Además, el Jardín Botánico realiza visitas guiadas, cursos, talleres, voluntariados, conferencias y seminarios sobre temas relacionados con la conservación vegetal, la biodiversidad, la botánica y el paisaje, entre otros.

Sin ir más lejos, en el mismo barrio de Palermo podemos encontrar el reconocido Parque 3 de febrero que es el espacio verde más grande la Ciudad. Sin dudas, en sus 370 hectáreas se pueden realizar distintas actividades, recorrer el Parque y el Rosedal que contiene dentro.

El Parque es rico en su paisaje natural y es uno de los atractivos turísticos y para los ciudadanos más importante. Todos los días lo visitan miles de personas que encuentran en él una nueva forma de sentirse parte del espacio público y además, disfrutar al máximo de la Ciudad en un espacio que constituye un oasis dentro del paisaje urbano de Buenos Aires.

Los cuatro lagos del Parque 3 de febrero son uno de sus principales atractivos: El Lago Regatas, el Lago del Rosedal, el Lago del Planetario y el Lago Victoria Ocampo. A pesar de ser lagos artificiales, permiten apreciar su paisaje  y especies, y realizar en ellos distintas actividades.

Quienes visiten el Parque, sin lugar a dudas no pueden dejar de pasar por el Rosedal. Ubicado sobre la Avenida Presidente Pedro Montt, este jardín tiene casi 4 hectáreas y permite apreciar el florecimiento de más de 8.000 rosas de 93 especies diferentes.

Además, dentro del propio Rosedal se puede recorrer el “Jardín de los poetas” donde están montados los bustos de poetas famosos como Dante Alighieri, Jorge Luis Borges, Antonio Machado, Federico García Lorca, y Alfonsina Storni.

Tanto la Reserva Ecológica de Costanera Sur, como el Jardín Botánico y el Parque 3 de febrero son unas de las tantas opciones que nos regala la Ciudad para visitar, distendernos y salir un poco de nuestra rutina habitual.

Martín Santos
2° “B” T.N.