Las complicaciones en la ciudad y provincia de Buenos Aires por el reciente temporal

El mal clima volvió a ser un problema en varias zonas; además, se suspendieron actividades deportivas y otros espectáculos

Después de un viernes con muchísimo calor y 30 grados de temperatura, la tormenta apareció en horas de la madrugada. Lo más llamativo es que en ningún momento dio señal de parar, incluso había minutos que se largaba demasiado la lluvia. Debido a esto hubo muchas complicaciones en la ciudad y en gran parte de la provincia de Buenos Aires. Hubo personas que tuvieron que padecer inundaciones en sus barrios y además tuvieron que posponer varios eventos deportivos debido a la tormenta, como la reciente final de la Copa Libertadores entre Boca y River, que tuvo que pasarse para el día siguiente del que estaba programado el partido.

También se tuvo que suspender la presentación de algunos artistas en el Club Ciudad de Buenos Aires como la de Robbie Williams, que tenía previstas dos jornadas. Lamentablemente, una de las dos se tuvo que suspender por el mal clima, aunque la organización informo que la jornada podría reprogramarse.

Además, las fuertes lluvias provocaron algunos anegamientos, cortes de luz, desvío de algunos vuelos en los aeropuertos de Aeroparque y Ezeiza, y demoras en el servicio de trenes. Por ejemplo, en la línea Roca, hubo ramales como el de Ezeiza y Bosques que anduvieron con servicio limitado, debido a que había estaciones inundadas (como la estación de Turdera en el ramal a Ezeiza) y era imposible que el tren pasara. O también la línea Mitre, que en el ramal a José L. Suárez tuvo que ser interrumpido, debido a un principio de incendio en el tercer riel, en la estación Villa Ballester.

Hubo complicaciones para transitar por las calles de los barrios porteños de Saavedra, Belgrano, Mataderos y La Boca, aunque no se evacuó gente.

Según fuentes del Ministerio de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad, entre los barrios con mayor cantidad de agua caída se encontraban: La Boca y Mataderos (se acumulaban 45 milímetros de agua), Liniers (44 mm), Villa Santa Rita (43 mm), Villa Devoto (42 mm), Flores (41 mm), Villa Urquiza (40 mm), Retiro (35 mm), Parque Chas, Constitución y Puerto Madero (34 mm), y Coghlan (33 mm).

En la General Paz, a la altura de la avenida San Martín, hubo mucha acumulación de agua y el transito circuló con algunas demoras, pero no fue necesario que se hicieran cortes o desvíos. Lo mismo ocurrió en tramos de la autopista Panamericana.

En el conurbano, los anegamientos se advirtieron mayormente en los partidos de Lanús, La Matanza, San Martin, Lomas de Zamora e Ituzaingó, donde se provocaron caídas de postes y ramas, pero las autoridades de Defensa Civil informaron que no se registraron evacuados.

Pirámide Invertida tuvo la oportunidad de entrevistar a Diego Díaz, un joven de 26 años que vive en el barrio de Chacarita y que se vio un poco afectado por el temporal cuando iba a visitar a unos parientes.

-¿Te afectó mucho el temporal?

-Demasiado, tenía que ir a zona sur y la verdad que fue una odisea.

-¿En qué sentido se podría decir que te afectó?

-Ya de por sí, salir de mi casa. La zona estaba un poco inundada y me costó un poco llegar al subte que está cerca de casa.

-¿Es la primera vez que te toca viajar a algún lado y tener que soportar, además, una tormenta como esta?

-Viajé varias veces con tormentas, pero nunca con una como esta. Parecía que se caía una catarata o algo.

-¿Para qué ibas a zona sur con un clima hostil? ¿No pudiste haber ido otro día?

-Sí, podría haber ido otro día, pero como se iba a jugar el superclásico quería verlo con mi familia, aunque igualmente fue en vano, porque se suspendió. 

Walter Ruiz Díaz