Copa Mundial Femenina: el próximo reto

Cada 4 años, durante un mes, el mundo se detiene para buena parte de la población. Las selecciones de fútbol de cada país se reúnen a competir por el premio más importante del deporte. Se juega la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA.

Los mejores jugadores de cada país se reúnen en esta competición, en la que participan las mejores selecciones del mundo. Pero a diferencia de lo que se cree, esta no es la única ocasión en la que se puede disfrutar de las mejores selecciones y futbolistas mundiales.

Existe una competición del mismo nivel en el que las protagonistas son las mujeres: la próxima edición de la Copa Mundial Femenina de la FIFA se celebrará en Francia el año que viene.

Del 7 de junio al 7 de julio de 2019, 24 equipos, incluido Francia en calidad de anfitrión, competirán para ganar el título. Se disputarán 52 partidos en estas nueve ciudades sede: París, (sede del partido inaugural), Reims, Valenciennes, Le Havre, Rennes, Grenoble, Montpellier, Niza (donde se celebrará el partido por el tercer puesto), y Lyon, que albergará las semifinales y la final.

En las pruebas clasificatorias de la FIFA participan cerca de 130 selecciones, una cifra que se ha triplicado desde las 45 que participaron en 1991, fecha en que se jugó el primer Mundial Femenino de Fútbol. El número de partidos de clasificación también ha aumentado, pasando de los 110 de 1991 a los casi 400 que se juegan actualmente.

Igual que en el Mundial masculino, el campeonato femenino consta de dos fases: la fase de grupos y la fase que va de octavos hasta la final. En la primera fase, se forman seis grupos de cuatro selecciones cada uno. Todas las selecciones se enfrentan entre sí y los dos equipos mejor clasificados de cada grupo pasan a la siguiente ronda.

 

Por Serena Betancur, 2°B.