Hey Jude, un clásico de 50 años

El éxito de The Beatles cumplió su quincuagésimo aniversario. La historia de uno de los hits más cantados. 

Si se piensa en The Beatles, infinitas canciones pueden venirse a la mente. Yesterday, Twist and shout, Revolution, y muchas otras más. Dentro de ese conjunto de éxitos que parece ser inagotable, se encuentra un hit que acaba de cumplir 50 años: Hey Jude.

Dentro de la variedad de éxitos que compuso la célebre banda inglesa, cada uno de ellos tiene logros y características particulares que los hacen únicos. En el caso de Hey Jude, lo destacable es que desde su estreno el 26 de agosto de 1968, permaneció durante nueve semanas en el número uno de Estados Unidos, algo que ninguna otra composición del conjunto de Liverpool logró.

Hey Jude fue compuesta por Paul McCartney, quien se inspiró en Julian Lennon, el primer hijo de su compañero John. El pequeño, apodado “Jules” y en ese entonces de 5 años de edad, se encontraba deprimido por el divorcio de sus padres -John ya se había separado de Cynthia Powell y convivía con Yoko Ono- y Paul, con quien tenía una buena relación, decidió ir a visitarlo.

En su auto camino a la casa de Julian, McCartney pensó en escribir una canción para consolarlo. “Hey Jude, don’t make it bad. Take a sad song and make it better”, dice la primera estrofa, que incita al niño a pasar el mal momento y salir adelante. El nombre “Jude” fue introducido antes de grabar el sencillo porque “sonaba mejor que Jules”, según confesó años más tarde Paul.

El éxito de Hey Jude, que el propio Lennon definió como “la mejor canción de Paul”, ha vendido hasta el día de hoy 8 millones de copias y se convirtió en una especie de himno británico, con su emocionante y célebre coro. Un verdadero clásico que celebra cada vez más años, pero que conserva su brillo intacto.

Imagen destacada: www.50anosdebeatlemania.blogspot.com

Martín Bugliavaz (2°B TN)