Reabrio la libreria de Eudeba

Luego de años, reabrio la gran libreria del barrio Congreso y busca que mas lectores se acerquen

Pocas veces la apertura de una librería en la ciudad de Buenos Aires tuvo tanta convocatoria como la librería de Eudeba, ubicada en la avenida Rivadavia 1573. Allí también está la sede de la editorial universitaria fundada en 1958 por el rector de la Universidad de Buenos Aires (y filósofo de la ciencia y antropólogo) Risieri Frondizi. Escritores de la edición local como Daniel Divinsky, Ana María Cabanellas y Alberto Díaz; intelectuales como Tomás Abraham, Elvira Arnoux y Carlos Gabetta, rectores y profesores de las facultades de la UBA, representantes de la Cámara Argentina del Libro, la Cámara Argentina de Publicaciones y de Fundación El Libro, funcionarios del Gobierno nacional y políticos de la oposición participaron del acto oficial. Ademas cumplira 60 años la editorial, lo que representa un paradigma de política cultural en el país.

Antes de que una asistencia expectante pudiera recorrer la librería, el ministro de Educación de la Nación, Alejandro Finocchiaro; el rector de la Universidad de Buenos Aires, Alberto Barbieri, y el gerente general de Eudeba, Luis Quevedo, descubrieron la plaqueta donde figura el lema de la editorial: «Más libros para más lectores». La editorial publica aproximadamente 120 títulos por año. A lo largo de su historia, dio a conocer más de cinco mil títulos, de los cuales están vigentes unos mil quinientos.

«Estamos muy agradecidos con todos los que nos acompañaron y también muy emocionados», dice Quevedo. El editor ratifica la misión del sello que coordina: «Queremos impulsar una editorial universitaria abierta a la comunidad, con un catálogo para estudiantes, docentes e investigadores pero también concebido para el público general interesado en ciencias, filosofía, literatura y arte». Entre los autores best sellers de Eudeba figuran Platón, Claude Lévi-Strauss, José Hernández, Graciela Montes y Roberto Arlt. Colecciones como Los Cuentos del Chiribitil, ¿Querés Saber?, Ciencia Joven y Para Animarse a Leer, que permite el abordaje de autores clásicos como Chéjov, Marx y Keynes mediante textos introductorios de especialistas argentinos, son las preferidas por las nuevas generaciones lectoras.

«Las colecciones de la editorial pueden pensarse de varias maneras -señala Ximena González, coordinadora editorial de Eudeba-. Hay colecciones históricas, que provienen incluso de la primera época, que están guiadas por un criterio asociado al grado de dificultad del contenido o al nivel de preparación del lector en los temas específicos. Y hay colecciones que alojan todo tipo de temáticas, prefigurando un lector no formado en esas cuestiones (Temas), colecciones de divulgación para un lector que tiene conocimientos básicos en la materia en cuestión (Manuales) y otras cuyos volúmenes tienen un perfil más ensayístico, si se quiere, y están dirigidas a cualquier lector, como Lectores, Ensayos o Cuadernos». Esas colecciones no tienen director y la decisión de incluir títulos dentro de ellas está en manos del departamento editorial. Cuadernos está dirigida por Luis Messyngier; Cosmos, por Máximo Eseverry, y de la Enciclopedia Semiológica y de Historia de las Políticas e Ideas sobre el Lenguaje en América Latina se ocupa Elvira Arnoux.

La librería del barrio de Congreso fue inaugurada en el año 1962 y desde entonces es el mayor punto de venta de la editorial. «Los libros se venden mejor cuanto más se exhiben», dice Quevedo. Ahora, el espacio de exhibición de la librería se triplicó: pasó de 40 metros cuadrados a 140, y sumó además un sitio confortable y amplio para presentaciones de libros y exposiciones. Los trabajos de refacción, que comenzaron en 2015 y estuvieron suspendidos durante los primeros meses del gobierno de Cambiemos, también apuntaron a poner en valor el edificio, cuya fachada luce ahora como en la década de 1960. El gigantesco depósito de Eudeba (verdadero sueño hecho realidad para los bibliófilos) y las áreas de trabajo del equipo editorial se renovaron.