Los 110 años del gran Teatro Colón

 

Resultado de imagen para teatro colon 1920

El 25 de mayo de 1908 se inauguró el Teatro Colón con una obra del italiano Giuseppe Verdi llamada “Aida”. Este 25 de mayo de 2018 se cumplieron  110 años de aquel histórico hecho y  curiosamente se celebró con la misma obra. El evento se concretó el domingo 27 con esta obra que fue transmitida en la pantalla gigante de la Plaza Vaticano y vía streaming para todo el país desde el sitio web del Teatro Colón. Además fue transmitido en teatros de otros puntos de la Argentina como Mar del Plata, Posadas, Bragado, Esquel, Mendoza, Jujuy, Corrientes y Tucumán.

Si nos remontamos más tiempo atrás en la historia veremos que el Teatro Colón fue inaugurado unos años antes y en otra ubicación. El imponente teatro porteño que conocemos hoy tuvo como objetivo suplantar al Teatro Colón que había sido inaugurado en 1857 y ocupaba un lugar en la zona de Plaza de Mayo. Aquel teatro también abrió sus puertas por primera vez con una obra de Verdi, “La Traviata”. En 1888 terminó su funcionamiento con la ambición de construir un teatro mucho mejor.

Dos años después comenzaría la nueva construcción en frente de la Plaza Lavalle en vez de en el cruce de las avenidas Rivadavia y Entre Ríos como estaba primeramente pensado porque allí se construiría el Congreso Nacional. La quiebra de la empresa del italiano Angelo Ferrari atrasó el proyecto unos 8 años ya que él había conseguido el poder de la organización de toda la obra. Ya en 1905 asume como director de obra el ingeniero belga Jules Dormal luego de que sus antecesores hayan fallecido, primero Francesco Tamburini y después Vittorio Meano, ambos asombrosamente a la edad de 44 años. A tres meses de su ansiada inauguración se terminaron las construcciones del palco escénico, las dependencias y la platea móvil dando la obra por concluida luego de casi dos décadas. Como sabemos, la obra de la esclava etíope llamada Aida fue elegida para ese gran día inaugural.

A partir de su apertura el Colón se llenaría de elogios con el pasar de los años:

«Quiero decir que el teatro más fascinante tal vez, pero sobre todo el de la acústica más perfecta del mundo, queda en Buenos Aires, es el Teatro Colón de Buenos Aires, es verdaderamente increíble. Tiene una acústica soñada, querés tomarla y llevártela con vos. Es un verdadero sueño», esto dijo el tenor alemán Jonas Kaufmann en un programa de televisión de Francia en octubre del 2017 cuando le preguntaron cuál era la mejor sala para un tenor dejando de lado al Scala de Milán.

A fines del 2004 un crítico cultural del diario estadounidense The New York Times llamado Bernard Holland que llegó al país para presenciar una obra se fascinó con el teatro y recalcó con asombro: «Entrar en el Colón se vuelve, por su magnitud y su extravagancia escénica, un final de primer acto de una ópera de Verdi». Luego titularía a su crítica como «La Venecia de Britten es eclipsada por las maravillas del Colón».

La arquitectura del Teatro Colón es maravillosa pero lo más destacado de éste siempre va a ser su casi perfecta acústica. A la hora de la creación del teatro esto era un tema importante a resolver y por eso copiaron el modelo del antes mencionado Scala de Milán. El hecho podría haber resultado muy mal por las diferencias de tamaños entre los dos teatros pero el final concluyó con una acústica magnífica que deleita a cada profesional y aficionado que se presenta en el lugar.

En su larga historia este asombroso teatro ha sido el escenario de grandes artistas internacionales como el magnífico tenor español Plácido Domingo, Arturo Toscanini y Zubin Mehta dos de los mejores directores de orquesta de la historia; destacados en la composición como Igor Stravinsky y Richard Strauss; y bailarines de excelencia como Anna Pavlova, Mijail Barishnikov, Maya Plisetskaya y Vaslav Nijinsky. Además de la extensa lista de argentinos talentosos que han surgido de las entrañas del coliseo argentino siendo Julio Bocca, Maximiliano Guerra y Paloma Herrera los más destacados de ellos.

Así como el edificio en sí ya es historia pura del país lo seguirá siendo inevitablemente gracias a las voces de las personas que amantes del buen arte que admiran a uno de los mejores teatros del mundo, el Teatro Colón.