El Campeonato Nacional de Taekwon-do Adaptado, un orgullo para imitar

Más allá del deporte, esta competencia es un ejemplo a seguir, por los valores puestos en juego; detrás de las patadas, una gran historia de superación

El sábado 28 de abril se llevó a cabo el tercer Campeonato Nacional de Taekwon-do ITF Adaptado Centenario CUBA, organizado por la Federación Argentina de esa disciplina y el club anteriormente mencionado. El mismo se realizó en la Sede de Palermo de Universitario Buenos Aires, con la participación de atletas de varias provincias del país.

Dicho torneo es de gran relevancia en varios y destacados aspectos. Principalmente no se puede soslayar que, al ser «adaptado» como se denomina, ya que incluye a todos los atletas con distintas discapacidades, resulta claramente una disciplina inclusiva. El deporte en sí, tiene como objetivo llegar a todos los practicantes con capacidades especiales de distintas edades y de ambos sexos. Los mismos fueron divididos en tres grandes grupos: uno de ellos de referencia, otro físico y sensorial y finalmente, el intelectual.

La discapacidad física se compone por las alteraciones más frecuentes, como son las secuelas de poliomielitis, lesión medular (parapléjico o cuadripléjico) y amputaciones.
En cambio, la discapacidad sensorial es aquella que se caracteriza por las deficiencias visuales, por los que no escuchan, y por quienes, consecuentemente, presentan problemas en la comunicación y el lenguaje.

Asimismo, la discapacidad intelectual se diferencia de las anteriores por una disminución de las funciones mentales superiores, como así también las motoras. Esta discapacidad abarca una serie de enfermedades y trastornos, dentro de los cuales se encuentran el retraso mental, el síndrome de Down y la parálisis cerebral.

Por último, nos encontramos con la discapacidad psíquica que comprende a aquellas personas que sufren alteraciones neurológicas y trastornos cerebrales como es el síndrome de Tourette o el síndrome de Asperger.

Como se puede advertir, dicho encuentro no solo cumple una función social inclusiva, sino que también lleva consigo el rol de ser selectivo para el Campeonato Mundial, Argentina 2018, que se realizará en Tecnópolis, del 31 de julio al 5 de agosto.

Éste torneo nos regaló un momento sobresaliente cuando los competidores Valentin Morzilli y Gonzalo Viacava, dos grandes campeones, consiguieron eclipsar a todos los asistentes que se unieron en un rotundo aplauso en sus ejecuciones.