Una adicción muy difícil de abandonar

El cigarrillo es una amenaza para la salud y la causa principal de mortalidad en el mundo; testimonios de quienes luchan por superar el vicio

Está ampliamente comprobado que el cigarrillo es, por mucho, el origen número uno de cáncer de pulmón y un factor de riesgo muy importante para otros tumores. Según datos que aporta la Organización Mundial de la Salud, el tabaquismo provoca un 22% de las muertes por cáncer y un 71% de las muertes por cáncer de pulmón. “La gente a veces no entiende que es difícil dejarlo, creo que la mayoría de los fumadores o salvo en mi caso sabemos que nos hace mal, pero es una adicción, así como está la droga y el juego”, contó Rafael, un hombre de 56 años que desde los 17 fuma un paquete de cigarrillos por día.

La enfermedad que comúnmente  produce el tabaquismo es el EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica), más conocida como la enfermedad verdugo de los fumadores. Los síntomas principales son no puede correr, trotar, ni hasta dar dos pasos en forma enérgica y deben ejercer movimientos cortos y limitados. Hace pocos días, el 15 de noviembre se cumplió el día mundial de este padecimiento, y se realizaron campañas para concientizar también brindarle ayuda para toda la gente que fuma.

Dejar el cigarrillo produce efectos positivos, agradables e inmediatos en la salud. A corto plazo, la salud mejora en ciertas partes del cuerpo como ser: el corazón y los pulmones que se vuelven más fuertes, las encías y los dientes, la piel, se recupera el olfato y el gusto. Lo más importante es la desaparición de la tos constante del fumador y disminuye considerablemente el riesgo de padecer de enfermedades coronarias, diabetes y cáncer.

Se impusieron diferentes concientizaciones con el objetivo de que las personas dejen de fumar, entre ellas: subir el precio a las cajas de tabaco, colocar una foto impactante en cada paquete y la famosa frase “el cigarrillo es perjudicial para la salud”. “Es difícil, yo soy médico y estudié todas las consecuencias que trae fumar, e igual lo hago yo creo que esta adicción es difícil de dejar”, expresó Manuel, un hombre de 26 años que siendo doctor no puede tampoco puede huir de la nicotina.

Hay un proyecto impulsado en la provincia de Buenos Aires y también hay una iniciativa similar en la Ciudad que consta de multar a aquellos conductores que fuman mientras manejan. La multa sería de $ 1.279. Los fundamentos principales que se destacan son que: «la primera causa de accidentes automovilísticos en el país está relacionada con las distracciones, entre las que se destacan el uso del celular y el cigarrillo».

Son escasas pero hay personas que pudieron ganarle a esta adicción como Fabián un hombre de 32 años que contó cómo y por qué dejo de fumar: «Tuve que concurrir a un hospital por otra enfermedad que había sufrido, y visualice todas las personas que tiene EPOC me dio tanto miedo terminar como ellos. Eran jóvenes y eso creo que fue lo que más me impacto para no volver a fumar. Además yo suelo jugar a la pelota y desde que lo deje siento que puedo correr mas no estar tan agitado”. Nunca pienses que es tarde para dejar de fumar, cada uno tiene motivos suficientes para que la nicotina no te quite la vida.

Noelia Boschiero