Los dueños del fútbol del interior

Los dueños del fútbol del interior es un libro escrito por el periodista deportivo Santiago Menichelli, en el que quedan al descubierto las peores historias y entramados que hay en el fútbol amateur que se desarrolla en el interior del país.

Lejos de los millones que se ven en las ligas europeas y en la primera división Argentina, existe el fútbol del interior. El libro abarca distintos ejemplos – como el olvidado La Plata FC que se creó para hacerle frente a Estudiantes y Gimnasia-  y explica los negocios inescrupulosos de personas con poder, empresas mineras, partidos políticos, sindicatos y el tan temible narcotráfico vinculados al fútbol.

En todo nuestro país se siente una pasión increíble por el fútbol y este minucioso relato expone cómo los empresarios de distintos rubros juegan con el entusiasmo de la gente, abocada a alentar y a disfrutar en familia, sin saber que desde el minuto cero, o mejor dicho, desde años anteriores, se conocen los resultados y quien será el campeón.

El libro en sus distintos capítulos desnuda acuerdos. Narra la historia del equipo financiado por el expresidente Néstor Kirchner – el Boxing- y otros equipos de Río Gallegos que en sus arcas contenían dinero lavado de Lázaro Báez o el puntero político Rudy Ulloa. El equipo Boxing actualmente lucha en su barrio por seguir siendo un club que albergue a chicos y familias de toda la provincia. El lavado de dinero, las tramoyas y los consecuentes momentos dorados ya están lejos del club patagónico.

Como ya dijimos, no solo los políticos tienen lugar en este libro. También hay un capítulo donde se cuentan los negocios que tenía el narcotraficante Patricio Gorosito. El hombre que fue tapa de los diarios con la causa “Carbón Blanco” –donde vendían cocaína dentro de los carbones y luego la exportaba a Portugal– manejaba el dinero corrupto de las drogas en Rosario, donde creó al equipo Real Arroyo Seco, el cual tenía instalaciones extravagantes si comparamos con el fútbol tan pobre y olvidado del que estamos hablando.

Además, Real Arroyo Seco contaba con una gran ayuda y visitas constantes del ex Presidente del FC Barcelona, el señor Joan Laporta. En esta parte podemos ver como los negociados llegaban a las esferas más importantes del deporte. Sin dudas, el fútbol del interior no le importaba a nadie, pero si el dinero que se podía hacer con él.

Recordemos que este fútbol tiene categorías “conocidas” o a las que se les da algunos segundos en la televisión o unas líneas en los diarios como el Federal A y Federal B, pero también hay infinidades de ligas provinciales y ligas de pueblos donde el amateurismo y la falta de control generan el clima propicio para que desembarquen los negocios turbios que hay en Argentina y en el mundo.

A medida que avanzan los capítulos, se puede ver con mayor claridad cómo convivieron durante años el dinero de las mineras, de políticos, del narcotráfico y de los sindicatos con el fútbol. En un gran trabajo periodístico, se vislumbran las peores actividades que arruinan el espíritu de un deporte tan rico, amado y jugado por una parte importantísima de nuestra población.

Por Joel Mattivi