Desde Rusia, fútbol criollo con amor

El Zenit de San Petersburgo avanza a paso firme con una plantilla repleta de jugadores argentinos.

De izquierda a derecha: Paredes, Kranevitter, Driussi, Mammana y Rigoni.

Que la liga de fútbol rusa ha ganado mucho renombre en los últimos años es de público conocimiento, si bien anteriormente ya hubo una migración de futbolistas argentinos hacia la tierra de los zares. Corría el año 2005 cuando jugadores como Fernando Cavenaghi, Clemente Rodríguez, Iván Pavlovich y Héctor Bracamonte militaban en la entonces desconocida y exótica liga rusa. Doce años después los dirigentes vuelven a apostar por la cantera argentina y el máximo exponente de eso es el Zenit de San Petersburgo.

El pasado mercado de pases el equipo adquirió cinco deportistas argentinos: Sebastián Driussi, Emiliano Rigoni, Leandro Paredes, Emanuel Mammana y Matías Kranevitter. Como curiosidad el plantel cuenta con diez jugadores extranjeros de los cuales la mitad son de Argentina. Además por el equipo ya pasaron otros tres compatriotas: Alejandro “El Chori” Domínguez, Cristian Ansaldi y Ezequiel Garay.

El Zenit uno de los equipos más poderosos de Rusia, cuenta en su palmarés con varios títulos de liga (4), copas nacionales (3) y una Copa de la UEFA que obtuvo en 2008.

¿Pero cómo se está desempeñando el equipo? Por el momento el conjunto dirigido por el gran entrenador italiano Roberto Mancini, lidera la Premier League Rusa y comenzó su participación en la Europa League con el pie derecho tras vencer 5-0 como visitante al Vardar de Macedonia. En la competencia europea comparte el grupo L con la Real Sociedad de España, el Roseborg noruego y el antes mencionado Vardar. Donde no pudo continuar con la buena racha fue en la Copa de Rusia donde fue eliminado por el Dinamo de San Petersburgo tras caer 3-2.

Los argentinos están siendo clave en el buen desempeño del equipo, sobre todo Driussi que ya anotó 3 goles en 10 partidos y Paredes que convirtió 1 en 11 juegos. Un dato que puede ser importante a futuro y que es necesario tener en cuenta es que el promedio de edad de los cinco argentinos recién adquiridos es de 22,6 años. Sin duda desde la dirigencia apuestan al futuro.

La liga rusa busca dar un nuevo paso adelante en el nivel de juego de sus equipos y por eso busca talento en otros países, el Zenit es la mejor muestra; esto sumado a que el próximo Mundial se disputará en sus tierras puede ayudar a convertir este destino en uno que sea más tomado en cuenta por los jugadores a la hora de decidirse por qué equipo fichar.

Martín Feijóo, Lucas Soto y Nicolás Albino