El drone, una herramienta multifunción

Aunque en sus comienzos se los consideraba un hobbie, estos pequeños artefactos se han convertido de gran ayuda para distintos rubros laborales, y hasta funcionan como agentes de seguridad

Podemos afirmar que vivimos en un mundo donde la tecnología nos sorprende día a día. Los celulares inteligentes, televisiones curvas, autos eléctricos y también la aparición de drones ha causado una repercusión a nivel mundial en los últimos tiempos. El drone es básicamente un vehículo aéreo que vuela sin tripulación y puede manejarse mediante un radio control. A principios de 2013, estos aparatos llegaron como un simple pasatiempo para jóvenes y adultos, dado que sorprendía ver a un pequeño objeto volando operado por un usuario. Pero con el pasar del tiempo, los nuevos accesorios y tecnologías permitieron comenzar a darle un uso más considerable. Las primeras mejoras llegaron con la incorporación de pequeñas cámaras a través de las cuales, según el tamaño y capacidad del drone, se podían hacer distintos tipos de tomas y filmaciones para representar terrenos y paisajes. Luego se fueron sumando baterías más poderosas que permitían una autonomía más larga de vuelo y allí fue donde muchos lo vieron como un producto potable para realizar servicios de todo tipo.      

A nivel laboral, los drones comenzaron a ser utilizados para microemprendimientos. Hoy en día, hay muchas empresas de organización de eventos que cuentan con drones para filmar y fotografiar acontecimientos familiares como bautismos, casamientos, cumpleaños, etc. Luego se incorporaron a sectores periodísticos, donde estos aparatos tomaron un rol importante para tener distintas vistas que muestren los hechos. En las transmisiones actuales de maratones, carreras de autos y deportes extremos también pueden apreciarse las distintas tomas que ofrecen estas máquinas.

Otro de los sectores que son beneficiados con la utilización de drones es el del campo. Los productores agropecuarios argentinos, con el aval de científicos especializados en la materia, han mejorado su producción y mantenimientos de sus tierras gracias al aporte de las fotografías multiespectrales para el índice verde y para el cuidado sanitario de los cultivos. Gracias a esto se pueden tomar decisiones muy objetivas gracias a la información que el drone realiza sobre el lote de mosaicos.

Santiago Schwab, un pequeño productor de la ciudad de Coronel Suarez en la provincia de Buenos Aires, dialogó con Pirámide invertida sobre su experiencia y las mejoras que ha producido en sus campos con el uso de drones.

“Ante todo soy un aficionado de la tecnología y cuando llegaron los drones al país supe que en un futuro podían ser de gran ayuda. Incorporé tres drones hace unos años y realmente me han ayudado a tener otra visión del campo que antes era muy difícil de obtener. Es por eso que hoy en día se pueden tener otros tipos de cuidados y así mejorar la producción de nuestros cultivos”, manifestó Santiago.

En cuanto a otras utilizaciones, el productor detalló: “Realmente se han convertido en una herramienta de gran ayuda para muchos sectores laborales. Hoy la localidad de Tigre tiene decenas de drones que filman y transmiten imágenes para la seguridad de la gente. Se encargan de monitorear y generan el asombro de las personas que no están acostumbradas a ver volar estos dispositivos. También se han incorporado al trabajo de fumigaciones y en algunos casos se sumaron a la pesca, donde funcionan lanzando carnada a pequeños peces y las personas pueden atraparlos con los mediomundos”.

Para concluir, Santiago destacó cómo la tecnología avanza en los distintos rubros laborales: “Estos avances sin dudas que son para bien y hay que entender que vamos a tener que comenzar a convivir con ello. Hace algunos años, pensar en estas cosas era casi una locura, pero hoy es una realidad y sin dudas que tienen sus cosas positivas y negativas. Pero hay que tomarlo con mucha seriedad, porque estos artefactos pueden generar puestos de trabajo, originar emprendimientos y hasta proteger a la sociedad con el monitoreo”.

Cabe destacar que el INTA (Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria) llevo a cabo varios cursos de capacitación para el manejo de drones, para que cada cual que se recibiera pudiera ingresar al mercado laboral rural.

En otros países, los drones también suelen ser utilizados para el envió de productos, es decir que una persona puede comprar algo por internet y recibir su pedido a través de un drone. Otra de las funciones que resaltan es la del envío de mensajería y producir informes para las distintas actividades militares que lo controlen. Lo cierto es que cada vez será más común ver a estos aparatos electrónicos volando por los cielos, utilizados como las nuevas herramientas de trabajo.

 Ignacio Quiroga