Bernardi, el ‘hacedor’ del sorprendente Godoy Cruz

El ex futbolista y actual director técnico de Godoy Cruz, Lucas Ademar Horacio Bernardi, también conocido como el “Rengo” o el “Capi7an” por llevar el número “7” en su espalda cuando jugaba en Mónaco de Francia y en Newell´s, nació el 27 de septiembre de 1977 en la ciudad de Rosario, provincia de Santa Fe.

Desde su infancia su vida se encuentra ligada al fútbol. Lucas surgió de las divisiones inferiores de Newell’s Old Boys, club con el cual debutó en la Primera División de Argentina en 1998 y del cual reconoció ser hincha. Además se convirtió en uno de los jugadores más queridos por los leprosos del parque independencia.

Pero no solo jugó para la “Lepra” si no que la primera vez que fue transferido fue al Olympique Marsella de la Ligue 1 francesa, del cual luego de una temporada con tan solo 8 partidos disputados pasó al AS Mónaco FC. Este último fue uno de los clubes donde mayor transcendencia tuvo ya que se convirtió en titular y a su vez figura del equipo, llegando al punto de ser elegido como el mejor mediocampista del campeonato francés por diarios reconocidos del país.

No siempre todo transcurre de la mejor manera y muchas veces determinadas situaciones transforman estos buenos momentos. Algo que se vio reflejado, por ejemplo, en el caso de Bernardi ya que por una lesión en su rodilla había perdido su puesto como medio campista central y estaba cerca del prematuro retiro. El «rengo» conservaba aún el sueño que laboró desde niño, jugar en Europa y retirarse en el club de sus amores, por lo que decidió entrenarse al máximo e intentar revertir esa complicada situación. Transformándose en un objetivo cumplido, luego de un par de años en el exterior, el rosario emprendió su regreso a su amado Newell’s, recién a principios del 2009. Un equipo que le brindó no solo la posibilidad de continuar su carrera en su país, si no con el cual se consagró campeón del Torneo Final del 2013. Adquiriendo una enorme felicidad, algo que tanto necesitaba ya que se había encontrado cerca, en ese entonces, de abandonar el fútbol por problemas personales.

Un año después, 2014, tomó la decisión de dejar de ser futbolista, pero esto no quería decir que se alejaría del ambiente deportivo si no que decidió seguir ligado a él, para lo que comenzó a prepararse y así formarse como director técnico. En el 2015 es presentado como nuevo entrenador y nada menos que en su tan adorado club, “la Lepra”, para afrontar la segunda mitad del Campeonato de Primera División. Pero nuevamente por los resultados obtenidos, sobre todo por la cantidad de derrotas, decide después de 8 meses renunciar a su primer cargo.

Luego de dejar Rosario, se trasladó hacia la provincia de Buenos Aires para poder dirigir a su próximo equipo, Arsenal de Sarandí, en el cual solamente dirigiría por un par de fechas ya que por temas internos, propios del club tuvo que alejarse, según manifestó.

A sus 39 años se encuentra transitando un momento histórico en Godoy Cruz en lo que respecta a su paso por la Copa Libertadores 2017. Logró obtener junto a su equipo por primera vez en la historia su primer pase a octavos de final, permaneciendo a la espera de su próximo rival.

 

 

 

 

 

 

Por: Quagliaroli Agustina. 2° «A» Turno mañana.