Posible final con olor a revancha en la NBA

www.si.com

Los fanáticos de la NBA ya se empiezan a frotar las manos e ilusionarse con ver otra vez, como el año pasado, una final hoy por hoy ideal, con Golden State Warriors y Cleveland Cavaliers, los dos mejores equipos en la temporada regular e invictos desde que arrancaron los playoffs. Pero no solo de equipos se trata, sino que también cuentan cada uno con los dos mejores jugadores de esa competenca como Stephen Curry y LeBron James.

Curry, el número 30 de los Warriors (1.90 m.) es la figura estelar de su equipo, tiene 29 años, lleva siete años en la franquicia de San Francisco, es un excelente tirador de triples y tiene más de un 91% de eficacia en tiros libres. Fue campeón en 2015.

James, el 23 de los Cavaliers (2.03 m.) es el líder de su equipo. Con 32 años, sabe lo que es ponerse el anillo de campeón con Cleveland y también con Miami Heat. Es un jugador completo. Hace triples, defiende, asiste, lo que se le pida.

En la temporada actual, Golden State arraso en la fase regular con un 67-15, en cambio, Cleveland terminó con un récord de 51-31. Sin embargo, en playoffs llegan invictos, ya que ambos conjuntos barrieron sus series: 4-0 a Portland Blazers y Utah Jazz por el lado de los Warriors y esperan en la final de la Conferencia Oeste al ganador de San Antonio Spurs  vs Houston Rockets. Y los Cavaliers, por su parte, hicieron lo propio con Indiana Pacers y Toronto Raptors y esperan para definir la Conferencia Este al que salga victorioso entre Boston Celtics y Washington Wizards.

Este enfrentamiento hace recordar a los más memoriosos y fanáticos de la NBA al clásico de la década de los 60 y 70 entre Los Ángeles Lakers y Boston Celtics, donde estos dos equipos casi siempre se enfrentaban en las finales y paralizaba a los Estados Unidos.

Kobe Bryant fue el primero en salir en defensa de las dos franquicias asegurando que «no tiene sentido pensar que esto es algo malo para el juego»

Tyronn Lue, entrenador de los Cavaliers se refirió a esta comparación: «Son los equipos que han estado en finales consecutivas, así que, ¿por qué no?, ¿por qué no queremos verlos de nuevo?» y agregó: «No veo por qué sería un problema, creo que el año pasado tuve algunas de las mejores calificaciones, en la historia de la NBA. Creo que ahora con ellos añadiendo a Kevin Durant y la forma en que están jugando, la forma en que estamos jugando, puede ser aún mayor”.

 

 

 

www.si.com