Pelea contra la discriminación

Victoria Liendro lucha por una posibilidad de jugar al hockey sobre césped en la Argentina pero su condición de mujer transexual no se lo permite. Protagoniza una historia dura y difícil al no poder hacer ningún tipo de deporte solamente por ser transgénero.

En su juventud era víctima de burlas y violencia que recibía de parte de sus compañeros de colegio y esto provocó a que se aleje de casi todos los deportes. Pero en 2012, con la creación de la Ley de Identidad de Género solicitó el cambio de identidad para comenzar su vida como mujer.

El año pasado hizo su petición ante la Asociación salteña de Hockey para poder jugar en las filas de la liga femenina de esa provincia pero se la rechazaron argumentando que tiene una ventaja física por su fuerza basándose en las reglas del Comité Olímpico Internacional.

Liendro, de 35 años, sostiene que el fallo fue erróneo, porque en 2015 fueron emitidas nuevas normas en cuanto a personas transgénero que quieran participar en dichas competiciones, además de que su documentación la reconoce como mujer.

Los nuevos parámetros del COI admiten que una persona transgénero puede participar en cualquier división del género con el que se identifica más allá de que cuente con un nivel específico de testosterona en la sangre. Pero nada de esto le sirvió a Victoria ya que envió todos los documentos y certificados médicos que le avalan  poder participar de manera profesional pero hasta ahora el COI no le dio la autorización.

 

Por: Facundo Olguín, Noelia Boschiero y Eduardo Somma

Segundo A, turno tarde.