Nocioni va camino a la leyenda

Nocioni, con la camiseta del Real Madrid.

Andrés “Chapu” Nocioni, a los 37 años, anunció su retiro de la práctica profesional y el básquetbol argentino despedirá, a finales de esta temporada, a un jugador monumental que va camino a convertirse en una leyenda de este deporte.

Este suceso quedará en la retina de los amantes del básquebolt, no solo argentino, sino mundial. Nocioni anunció su retiro y el deporte está de luto. Alcanza con un mínimo recorrido por la carrera de este santafesino, que con tantas locuras y éxitos que dejó en el ruedo, hace transformar está tristeza en alegría, melancolía e incluso orgullo por haber sido contemporáneo a sus hazañas y travesuras, para medir el impacto de su decisión.

Por ejemplo, en el Mundial de Japón 2006, el Chapu llegó al comedor donde estaba comiendo el plantel del seleccionado argentino junto a otros equipos y sacó un Ipod para poner a todo volumen un tema musical que un fanático le había dedicado a su compañero Emanuel Ginóbili. Luego de este suceso todos sus compañeros liderados por el santafesino bailaron en honor al bahiense provocándole vergüenza.

Otro anécdota curiosa, sucedió cuando jugaba en Vitoria. Luego de un muy mal partido en defensa del ex medallista olímpico, su técnico Dusko Ivanovic lo criticó duramente. Debido a esto, mantuvieron una discusión fuerte donde el DT lo echó del vestuario, pero el Chapu no cedió. Por lo tanto el montenegrino decidió que ninguno del equipo saldría al menos que el lo haga, el ex Chicago Bulls no accedió. Finalmente tuvieron que irse porque perdían un vuelo y el oriundo de la ciudad de Santa Fe tuvo que pagar una multa económica.

Con el Real Madrid (su actual equipo), ganó la Euroliga de 2015. El alero fue el MVP de la final y festejó junto a su compañero Facundo Campazzo, con un beso frente a las cámaras.

Por último, se puede mencionar un hecho que conmovió a todos los argentinos, ya que el ganador de la medalla de oro en Atenas 2004, en los últimos Juegos Olímpicos le convirtió un triple en el segundo final al local Brasil, empatando el partido y provocando la posterior victoria del seleccionado argentino.

La historia del Chapu se puede analizar desde muchos puntos de vista: sus estadísticas, sus títulos, sus reconocimientos, medallas y otros reconocimientos. Sin embargo, Nocioni ha triunfado, no por sus cualidades físicas y técnicas, sino además por su temperamento, su sinceridad y su honestidad.

Hay deportistas que sin duda, marcan una época. Un antes y un después. Que cosechan sus éxitos bajo el ala de sus sueños. Definitivamente Andrés Nocioni no queda al margen de estas primeras líneas. Un jugador que le ha dado prestigio y jerarquía, no solo a la recordada “Generación Dorada”, sino también al mundo del básquetbol en general. Aquel niño que a los 15 años en Santa Fe prometía ser una estrella, dentro de muy poco, se convertirá en leyenda para siempre.

Autores:

Enzo Berón

Tomas García Catalini

Ignacio Quiroga

Segundo «A», turno tarde.