Dos realidades, un mismo objetivo

Teniendo en cuenta que Argentina quedará en instancias de repechaje si no logra un buen resultado el 10/11 contra Brasil y frente a Colombia, cuatro días más tarde, Edgardo Bauza comenzó con el recambio entre frustraciones y cuestionamientos.
El entrenador de la selección convocó el pasado miércoles a Ezequiél Lavezzi, que se suma a la ya confirmada incorporación de Fernando Belluschi. Por otro lado la lesión que Paulo Dybala sufrió en el partido con Juventus fue confirmada, padece un «desgarro en el bíceps femoral» por lo que no será de la partida.
Ante las alertas que le llegaban al Patón desde Europa por la, en ese entonces, posible lesión de Dybala Bauza llamó al mediocampista figura de San Lorenzo, quién está con un buen rendimiento en los tres frentes que esta haciendo(Copa Sudamericana, Copa Argentina y Torneo Local). Este no será su debut en el seleccionado ya que en su momento fue convocado por Alfio Basile para disputar partidos correspondientes a el camino rumbo a Sudáfrica 2010.
Por otro lado está Lavezzi, que no juega desde que en Houston, por las semifinales de la Copa América del Centenario al chocarse con los carteles de publicidad intentado bajar una pelota sufrió una luxofractura en el codo izquierdo. En el tiempo que no estuvo dentro de las canchas con la albiceleste ni con la camiseta de su equipo Hebei Fortune de China, Bauza le siguió pisada especialmente en el tiempo de recuperación que El Pocho realizó en el predio de Ezeiza y el entrenamiento previo con el plantel antes del partido con Paraguay
Desde un jugador con un buen presente en el fútbol local hasta otro que no juega desde el 21 de junio último, Bauza arriesga todo para darle un ánimo a la selección y a todo el país que quieren seguir en camino a Rusia 2018.
Rocío Torossian, 2°B Turno Tarde