La Selección de Bauza está en jaque

A los doce minutos del primer tiempo del encuentro entre el Barcelona y el Atlético de Madrid, el Camp Nou fue testigo de lo que para Edgardo Bauza sería la continuación de una pesadilla. Lionel Messi disputó una pelota contra el defensor Diego Godín y se tomó el aductor de la pierna derecha por lo que tuvo que ser sustituido inmediatamente.

Las malas noticias no tardaron en llegar, después del partido, el Barcelona emitió el parte médico de la Pulga en donde decía que el diez sufrió «una rotura muscular en el aductor del muslo derecho» y necesitará por lo menos tres semanas para recuperarse, por lo que se perderá los partidos que el Barca tendrá contra Sporting de Gijón, Borussia Mönchengladbach y Celta y además los partidos que la selección disputará contra Perú (en Lima, el 6 de octubre) y Paraguay (en Córdoba, el 11 de octubre) por las Eliminatorias sudamericanas camino a Rusia 2018.

Como si la ausencia de Messi no fuese suficiente con lo que lidiar, las bajas siguen llegando para el Patón. Augusto Fernández salió en camilla a los 19′ del partido que su equipo, Atlético de Madrid, le ganó al Osasuna 1-0 con gestos de dolor, tiempo después el cuerpo técnico confirmó que el argentino sufrió la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha y no solo quedó descartado para los partidos del seleccionado argentino ante Perú y Paraguay sino que además no podrá jugar por varios meses.

Además se sumaría la baja de Lucas Biglia, quien regresaba hoy a las canchas tras estar ausente dos partidos por un problema muscular. Pero su regreso no duró mucho, a los siete minutos, tuvo que ser reemplazado por problemas en su pierna izquierda en el partido que el Lazio disputaba contra el Empoli. Todavía no hay confirmación oficial de su ausencia con la albiceleste pero de todas formas pone en jaque a Bauza.

Si bien no está definida la lista de convocados para la siguiente fase, en Argentina se encienden las alarmas ya que no le ha ido muy bien sin Messi, si tenemos en cuenta desde aquél 17 de agosto de 2005, cuando debutó en Budapest ante Hungría la Selección disputó 155 partidos y La Pulga faltó a 41. Cuando el diez no estuvo, Argentina ganó 23 veces, empató 9 y perdió 7. Su presencia no pasa desapercibida acumula 56 goles en 113 partidos y es el máximo artillero de Argentina. Con el mejor jugador del mundo en la cancha todo es diferente, con él la Selección tiene un 68% de efectividad, lo que equivale a 69 triunfos, 24 empates y 20 derrotas.

Flavia Castaño, Sebastián Busto y Rocío Torossian, 2do. B TT.