Leonas con garras desafiladas

Argentina cayó ante Holanda y no pudo pelear por una medalla en los Juegos de Río de Janeiro 2016.

Argentina cayó ante Holanda y no pudo pelear por una medalla en los Juegos de Río de Janeiro 2016.

Luego de 16 años las Leonas no se pudieron subir al podio en Rio de Janeiro. Perdieron frente a la favorita Holanda por 3 a 2 en cuartos de final, y de esta manera se terminó la ilusión para el hockey femenino de Argentina en los Juegos Olímpicos.

Las Leonas fueron a Rio luego de haber ganado por tercera vez consecutiva el Champions Trophy, pero era su primer campeonato importante sin la mejor jugadora de todos los tiempos, Luciana Aymar. Según los medios y el entorno del deporte, eran las máximas candidatas a traernos la de oro por primera vez en la historia, ya que en Sydney 2000 terminaron segundas, en Atenas 2004 se llevaron la de bronce, en Pekín 2008 repitieron la historia y por último en Londres 2012 se quedaron con el tercer puesto. Como todos saben no sucedió y quienes nos dieron la medalla de oro fueron los Leones, del Chapa Retegui.

Tras la retirada de Aymar se aproximaba un cambio generacional en el hockey femenino, pero al darse los resultados del Champions Trophy en Londres, se creía estar igual que antes y se daba por hecho que lograrían una medalla. El calendario puso al rival más complicado para las argentinas en la primera fecha de los Juegos: tocó Estados Unidos, fue derrota por 2 a 1 y se empezó a complicar la zona. Dos días más tarde fue el turno de Japón, como era de esperarse fue goleada 4 a o frente a las asiáticas y todo parecía volver a la “normalidad”, pero en la tercera fecha las chicas argentinas volvieron a perder y esta vez contra las que terminaron siendo las campeonas, Gran Bretaña. Al día siguiente siguió el sufrimiento para las dirigidas por Gabriel Minadeo y cosecharon una nueva derrota frente a Australia por la mínima diferencia. Llegaban a la última fecha con la necesidad de ganarle si o si a India, las Leonas reaccionaron y le ganaron 5 a 0, pero terminaron en la cuarta posición, lo que llevó a enfrentarse a Holanda en cuartos de final.

En un partido en el que fueron superiores en todo momento las holandesas se pusieron 3 a 0 y todo parecía liquidado. Pero apareció un poco de ese seleccionado nacional que nos dio tantas alegrías para ponerse a tiro del partido con dos goles. No fue suficiente, y frente a las rivales de siempre se quedó la ilusión de las Leonas y del pueblo argentino.

Desde Atlanta 1996 que estas chicas no lograban subirse al podio en los Juegos Olímpicos y nos acostumbraron a estar siempre en el nivel más alto del deporte, tanto en los Juegos, en los Mundiales y en los Champions Trophy. El día iba a llegar, pero no se esperaba que fuera tan pronto y menos en el país vecino. El deporte nos puede dar alegrías y tristezas en muy poco tiempo, pero no sería ideal tirar todo lo hecho por esta enorme generación de chicas por tan solo un mal campeonato. Hay un cambio de generación en la selección y hay un lugar vacío que nos dejó la número 8, pero es enorme el futuro que tiene el hockey femenino en nuestro país.

 

Juan Manuel Torraco

Mateo Masello

Sebastián Mazzochi

 

2º B. Turno mañana.